PSPV: PRIMARIAS, EMOCIONES, PERCEPCIONES Y POSTVERDADES

PSPV: PRIMARIAS, EMOCIONES, PERCEPCIONES Y POSTVERDADES

A veces la política también va de sentimientos, es más, me atrevería a afirmar que no hay política sin emociones personales y compartidas; ese pulso que late al mismo ritmo que tu corazón y ese espacio que se produce cuando te conectas directamente con un sinfín de personas y crees realmente que lo que haces cada día, el esfuerzo que realizas y el compromiso que adquieres tiene sentido y que, al ser coral y colectivo, da sentido a tu vida.

La política, entendida de verdad como servicio, no es nada fácil; es un camino en el que te vas encontrándote y desencontrándote con personas que dicen perseguir los mismos proyectos vitales y sociales. Personas que encuentras que van de frente, que te acompañan o a las que acompañas; algunas de ellas permanecen en tu vida para siempre, conforman tu familia más allá de la coyuntura inmediata y otras que hacen que tu camino sea árido, solitario y tremendamente duro. Somos las personas y no las circunstancias las que hacemos del noble ejercicio de la política un espacio en los que se fortalecen los valores de los que ha de nutrirse la palanca del cambio y el progreso justo; u otro en el que se manifiesta con toda su crudeza la naturaleza irredenta del escorpión como fábula de las ambiciones que desprecian los objetivos más nobles y transformadores para mantener un relato en el que el centro es el yo mismo o el nosotros interesado.

Después de una dilatada vida pública, institucional y orgánica que ya supera las cuatro décadas y en un espacio vital desde el que la perspectiva es ya muy amplia y nada escéptica; en medio de un debate demasiado ruidoso y a veces poco edificante, se me precipitan recuerdos que voy documentando desde mi memoria y archivo, que amplío cada día; y van apareciendo, con una reveladora actualidad,  relatos políticos incoherentes que siguen nutriéndose de palabras que sustituyen a conceptos que saben a lo de siempre; porque, a fuerza de haberlas oído, se me antojan vacuas en boca de quienes las han pronunciado o enunciado centenares de miles de veces y que, habiendo tenido la ocasión de haber coadyuvado a hacerlas realidad, sencillamente las han pervertido de manera artera y desleal.

Y aparecen frescos los recuerdos de la primera escisión dentro del PSPV en 1977 a solo unas semanas de las primeras Elecciones Generales democráticas, justificada por la búsqueda del potencial escaño nacional en las filas del PSP; la integración en la estructura federal del PSOE de los restos del naufragio de un partido extremadamente joven e idealista del que ahora se pretende, desde las instancias del poder recuperado, usufructuar aquel valencianismo político que daba sentido a nuestra lucha por la izquierda y por el País Valenciano y  del que sería inmoral reclamar su patrimonio en exclusiva. Tengo ante mí los testimonios gráficos de los sucesos de septiembre de 1979 y no puedo abstraerme de las circunstancias orgánicas que acabaron con la Presidencia de la Generalitat provisional de José Luís Albiñana, ni del trato inmisericorde que recibió el Presidente de la Diputación de Valencia, Manuel Girona, en nuestro congreso de Benicassim en 1982,

El bálsamo del poder engrasó la relación interna del poderoso PSPV-PSOE, blandiendo con orgullo sus 202 diputados, y que progresivamente se fué institucionalizado mientras el partido se iba atomizando en grupos de presión que no respondían sino a las gabelas que podían negociar los respectivos jefes de cuadrilla que, por cierto, con honrosas excepciones no reclamaban autonomía orgánica alguna de la estructura federal del PSOE –de la que ahora pretenden desprenderse- toda vez que o bien formaban parte de ella o hacían valer el potencial orgánico de la federación socialista valenciana para obtener el rendimiento institucional o parlamentario sobre el que sustentaban su notoriedad política. “Cosas veredes Sancho”; como diría Alonso Quijano.

Después de casi dos décadas desde que la democracia representativa sustituyó a la dictadura franquista; del ímprobo esfuerzo por poner en marcha con contenido real las instituciones autonómicas e impulsar una transformación económica y social sin duda exitosa y de haberse producido una progresiva e intensa integración de los cuadros del PSPV-PSOE que pasaron a ocupar cargos institucionales y parlamentarios, el partido quedó sin musculo y con una estructura inoperante, En 1995 se habían agotado las respuestas institucionales y el estado acomodaticio de las estructuras del partido impidió cualquier respuesta orgánica; de esa manera la victoria del PP abrió la espita de la sangría de militantes que solo se detuvo en algunas comarcas con fuerte implantación histórica.

Es paradigmática la imagen de Joan Romero, a la sazón Vicesecretario General del PSPV-PSOE, entregando el poder de la Generalitat Valenciana a Eduardo Zaplana en 1995 con una elegancia y saber estar propia de su forma de entender la política; tan contradictoria con la que tenían aquellos que en 1997 le obligaron a forzar su dimisión de la Secretaría General y de la candidatura a la Presidencia de la Generalitat Valenciana ganada en elecciones primarias, con el método coercitivo de una moción de censura presentada en vísperas del Comité Nacional en el que se debían aprobar las Candidaturas del PSPV-PSOE para las Elecciones Autonómicas. Una vez más las firmas de los notables del partido, entre las que se encontraban ya entonces muchas de los que ahora demandan lealtad y que arrumbaron, con absoluta y prepotente displicencia, la voluntad y el voto libre de los militantes. Algunos de estos notables hoy reclaman para sí mismos derechos que no concedieron ni aquí ni en Ferraz; y  la situación creada propiciando la dimisión de Josep Borrell, que había ganado las Elecciones Primarias a la presidencia del Gobierno de España, solo viene a ratificar el síntoma de la enfermedad, el hilo conductor de este relato que no quiere ser políticamente ni correcto ni exacto, sino expresión de los hechos emocionalmente vividos en primera persona.

Las circunstancias de la salida de Joan Ignasi Plà de la Secretaría General del PSPV-PSOE no escapan a una percepción subjetiva que me lleva directamente a subrayar el aserto de que en política no existen casualidades y, por enésima vez, la sombra de Bruto planeó por la cuarta planta de Blanquerias; en dos días habíamos acabado con el Secretario General que también nos representaba como Síndico en las Cortes Valencianas. No fue impedimento para cobrar la pieza. Como tampoco lo fue dejar en barbecho a Jorge Alarte, como portavoz del PSPV en Les Corts, en mitad de una legislatura por el hecho de haber perdido el Congreso de Alicante; toda una expresión del magma en el que se mezclan los planos orgánicos e institucionales, cuando nada impedía, que el compañero Alarte continuara desarrollando su responsabilidad parlamentaria para la que fue elegido por los valencianos y valencianas; y Ximo Puig dirigiera, como Secretario General del PSPV-PSOE cuya responsabilidad le otorgaron los delegados del Congreso Socialista.

En el origen de nuestros males más recientes está la colisión de la legitimidad orgánica y la institucional, sin que se creen espacios posibles de coexistencia lógica contando con la naturaleza y efectos de cada elección. Y persistimos, con un autismo político del que se deriva la perversión de los espacios, instalados en nuestro bucle histórico y los intereses grupales, que nos aleja cada vez más de una sociedad perpleja por lo que percibe, como una anormalidad democrática: la imposible convivencia  y coexistencia entre el gobierno del partido y el gobierno de las instituciones.

La historia no es nunca absolutamente objetiva cuando se vive en primera persona y eres sujeto de ella. Entran a formar parte de la conformación de la opinión y el juicio las emociones vividas de las que hablaba al principio; pero los hechos que la moldean, sean como fuesen interpretados, deben arrojar luz sobre el presente para alumbrar la toma de decisiones en estos momentos. Y desde esos presupuestos y antecedentes llego a mi deducción personal de la que se deriva mi apuesta pública en estas Elecciones Primarias, en las que apoyo explícitamente al compañero Rafa García. Porque he vivido mi historia vital dentro del PSPV-PSOE y, desde 1976 hasta hoy, que transcribo estas reflexiones personales, puedo establecer un hilo conductor entre las formas, los modos, los usos y las personas, que en la mayoría de los casos son las mismas y permanecen en la misma mecánica orgánica aunque hayan transitado todos los puentes que hayan tenido que transitar para subir al bote y no caer al rio; siempre ubicados en el lado de la fuerza que sistemáticamente se asimila incomprensiblemente al de la razón. Y, como cuando uno vive su historia en el contexto que describe, tomo mi parte de responsabilidad en ella y de todas mis actuaciones erróneas de las que seguramente ya he pagado, de manera voluntaria o mediante la acción del brazo ejecutor la pena del exilio interior que no me ha disuadido en la lucha por un partido de los militantes, abierto, generoso, profundamente democrático y de izquierdas.

Si no es ahora, será en un tiempo, pero será; porque esta vez la partitura de la música que ameniza este baile la han escrito los militantes escuchando a una sociedad indignada y hastiada de tanta hipocresía. Lamentablemente, quienes ostentan el poder orgánico de manera especialmente coercitiva para evitar, dicen, toda suerte de desastres para las instituciones que gobernamos están leyendo mal la solfa y no adecuan el instrumento de manera acertada. Con ello, sí que ponen en almoneda la capacidad de gestión del Consell y la capacidad de resiliencia del PSPV-PSOE para construir la organización que demandan sus militantes atentos a las demandas de la propia sociedad. Hace un mes no se hundió el mundo, antes bien, el nuevo PSOE surgido del 39 Congreso, del que formamos parte libremente, ya está dando muestras de que es posible la libertad, el debate, la defensa de lo que nos es común, la unidad de acción y la fortaleza orgánica autónoma como referente de la izquierda. La democracia nunca es el peligro, es la solución de los problemas que nos afectan. La solución es fácil, no nos mintamos a nosotros mismos ni a las personas.

Vicent Vercher Garrigós, militante del PSPV-PSOE

RETOMANDO VIEJOS ESCRITOS PARA PROBLEMAS QUE PERSISTEN

Retomando el hilo del ovillo de la corrupción del PP en la Comunitat Valenciana.

De este post al anterior que le sigue inmediatamente han pasado más de cuatro años. He dejado deliberadamente pasar el tiempo y no escribir una sola palabra de los acontecimientos vergonzantes de corrupción política y económica que se ha producido durante este largo periodo de tiempo para que, con la paciencia y la prudencia necesaria, algún día pudiese escribir este post como confirmación de lo escrito que es solo una de las muchas puntas del iceberg inmenso de basura que subyace en la política del PP en la Comunidad Valenciana y que ha de ser sin duda su tumba política y la de los colaboradores necesarios en este festival de atracadores que han saqueado las arcas públicas valencianas y se disponen a someter a los ciudadanos de este País a la mayor de las humillaciones personales y sociales usufructuando unas instituciones democráticas en las que no creen sino de manera instrumental como elemento necesario para su vil enriquecimiento en un loco proceso de deterioro de los servicios públicos que han colapsado por la voracidad depredadora de los responsables del Gobierno Valenciano que comenzó, sin piedad, en 1975.
La quiebra económica y el deterioro político e institucional hacen que retome este blog personal que ya titulé de manera premonitoria, Al Contragolpe; ese era su espíritu en aquellos momentos y ese continúa siendo en estos. A cada acción una reacción, a cada golpe una respuesta; porque no es posible callar ni estar quieto ante tanta tropelía, tanto desmán y tanto desatino por parte de quienes tienen la responsabilidad de resolver los problemas de los valencianos y están conduciendo al País Valenciano de manera ignominiosa a la precariedad, a la miseria moral y a la humillación de las personas y de sus instituciones soberanas.
El parentesis de cuatro años entre dos entradas ha confirmado mis asertos; la actuación miserable de los gobernantes del PP han confirmado mis valores. Así pues, al contragolpe, hasta enterrarlos en el infierno político de los miserables; un poco más hondo de lo que poetizaba Blas de Otero.

P.S. Este septiembre de 2014 vuelve a se convulso porque la derecha que nos gobierna, atravesada de corrupciones y podrida por el poder que le otorga una inmunidad desconocida desde los tiempos del General Franco y los 40 años de cruel dictadura que sometieron libertades, haciendas y voluntades a la sinrazón de los mediocres ha decidido dar un paso mas y para intentar modificar la ley electoral nacida del pacto democrático y hacerlo de manera que blinde alcaldías y otras mamandurrias. Desde la prepotencia que anima al PP, que ha asimilado su victoria por mayoría absoluta a la victoria por las armas del General Franco en 1936, el pesado rodillo de la misma derecha rancia de siempre se ha puesto en marcha de manera tan inmisericorde como lo vienen haciendo con los recortes de los derechos de ciudadanía y la destrucción de los pilares básicos del Estado de Bienestar, de las personas más débiles y de los colectivos dependientes.

La prudencia me lleva, en demasiadas ocasiones, a no desvelar aspectos de la vida política local, comarcal y valenciana que sacudirían la plácida vida de quienes viven ajenos al sufrimiento de la inmensa mayoría; feroces hienas ahíta de ambición que no ven saciada nunca y gestores ineficaces que no solo ejercen su poder desde la ignominia del desprecio a las personas que representan, sino desde la cobardía de la dejación de funciones, de responsabilidades que no solo no asumen sino que intentan endosar a quienes, con sus errores y aciertos, han gastado los mejores años de su vida sirviendo de manera honesta y honrada al interés público. Pero el tiempo se está agotando y queda ya solo el corto espacio de tiempo que pueda tardar en que la gente despierte para defender su dignidad y un espacio público de convivencia cívica y sin trampas.

Si entráis en mis blogs alcontragolpe.wordpress.com o laveudelpoble.wordpress.com podréis comprobar, por fechas y argumentos, aquello de lo que hablo y de lo que continuaré hablando y escribiendo, sin rehuir nunca el debate sereno sobre las cosas que importan a mi pueblo y la acción política dura cuando la situación política lo requiera. Cerca de cumplir los 64 todavía mi corazón palpita al ritmo de los valores que aprendí en mi casa con mi familia, en la lucha política local en tiempos de la oprobiosa y en la responsabilidad de los gobiernos locales, provinciales y autonómicos en los que tuve el honor de participar.

L’Alcúdia de Crespins, 09 de sepriembre de 2014. En dos días 41 aniversario del asesinato de Salvador Allende.

 

Hoy la casa llena

ALCUDIA_1-6

El primer domingo de septiembre siempre tiene un circulo rojo en mi calendario particular. Hoy, una como hace decenas de años la casa de llena de personas que hemos ido trenzando vínculos familiares que, por suerte, son entrañables y afectivos. Hoy es el día de los encuentros deseados y esperados, de los abrazos cálidos, de las mil historias de todos los que están y vienen a compartir la paella de la Aurora en la que también están los que ya nos han dejado, un vacío doloroso que pronto se baña de esa íntima alegría al rememorar sus historias y sus vidas. Hoy la sobremesa es larga y adobada por una tradición oral que no acaba nunca porque cada año se añaden nuevas madejas para trenzarla y tender ese suave pero terso puente entre el pasado que continuamos viviendo, el presente que nos golpea con las decisiones de una realidad inmisericorde nacida de las decisiones de un gobierno que desprecia a las personas.

Hoy comeremos, beberemos, conversaremos y nos alegraremos todos de ser una familia fuerte y capaz, dura y firme en sus convicciones y pondremos a parir a quien haga falta, brindaremos por la vida de los mas pequeños de la casa, de los jóvenes que están luchando por vivir su vida en un contexto que da frío solo pensarlo, de los que andan rondando la madurez previa a la edad de las canas, tan comunes en casa por cuestión genética, y de los que ya están jubilados del trabajo pero muy activos en la vida de cada día y el compromiso social.

Hoy estamos todos juntos, hoy es fiesta grande. Mañana también, pero ya os lo cuento. Yo vos a por mi primera cerveza, acaba de llegar el primero, Carles mi hijo alque le digo quizás pocas veces que le quiero y le admiro por tantas cosas!

Sed buenos. Mañana el Cristo, palabra mayor.

Vicent Vercher garrigós

De nuevo en marcha creando espacios de convivéncia cívica

CICENT VENTORRO

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Haca casi un año abandoné este blog absorbido con la acción en red que me reclamaban las circunstáncias sociales y políticas del momento, Han transcurrifo muchos meses y hoy me reencuentro con este espacio entrañable en el que, sin cambiar de referencias ni de valores, me he propuesto volcar cada día lo que la vida me ofrece vivir y vivo con la intendad que merece cada momento, por irrepetible y por único; porque nunca será ni el mismo ni otro, será ese precisamente que te hace reir, llorar, indignarte o cargarte de paciencia para no romperlo todo en mil pedazos. Quizas la velocidad a la que he vivido estos doce meses y todos los acontecimientos que se han sucedido y que han bandeado mi estado de ánimo desde el optimismo casi adolescente al pesimismo negro de la desesperanza, hayan propiciado un estado de ánimo más sereno y radical que requeiere de mi atención a todo lo que ocurre en mi  ismo y a mi alrededor. El viejo sistema de la reflexión previa a la acción o, como me diria mi sábio amigo Toni Lorenzo, la imprescindible atención al cómo a la hora de hacer las cosas.

En fin, de nuevo con la tecla tranquila y sosegada, que no empece del empeño de mantener vivas y vibrantes mis cuentas en las redes sociales que, por otra partre, me han propiciado el encuentro con miles de amigos y amigas y han agudizado el pensamiento para sintetizar lo complejo en 140 caracteres o concentrar en una fotografía una posición personal, política o social.

Vamos a vernos por aquí después que ponga al dia las cosas e incorpore todo lo que la técnica aporta y me permita estar en contacto con todos los que decidais entrar a compartir estas opiniones subjetivas sobre una realidad objetiva que está siendo demasiado cruel para millones de personas y de familias en estos tiempos de la represión de los derechos, de los recortes sociales inmisericordes y de la corrupción de la vida pública que necesita de ciudadanos probos y esforzados para devolver la dignidad a la política y a las instituciones democráticas.

Con todo mi afecto y mi cariño.

Cuando la censura no tiene sentido en la era de internet.

 http://www.alter21.es/?p=9184

Aquest post es no mes  es

 

 

 

 

 

d’agraiments. A Pablo Garrigós, magnífica persona i magnific periodista, que va voler centrar el seu treball academic a la Facultat de Ciencies de la Informació en una mena de biografía histórica i vital al voltant de la meua persona. Moltes vesprades d’aquell estiu les varem compartir xerrant davant la gravadora i repassant llibres, quaderns de notes, revistes i tota menba de fonts bibliográfique que estan enmagtzemades a les prestageries de la casa on compartisc la vida amb la familia, els amics i els veins; vesprades tranquiles i fresques de les que espera que Pablo en traguera profit dels nombrosos llibres que anava agafant per a contextualitzar una etapa de la nostra história política i social que, ho de dir publicament, varen retornar a seu lloc de la biblioteca particular per a que queden a disposició de qui vullga fer un escabussó en uns anys apassionants, vius i engrescadors en es construia la llibertat, la democracia i les recuperades institucións d’autogovern.

He d’grair l’enterés del amigc Pepe Garrigós, President de l’associació ciutadana “Espai Obert de Progrés” per portar a publicar aquest opuscle al llibre de les Festes Majors de 2012 on, malgrat la voluntat i els arguments que hi va posar en la mampresa, es va estavellar contra el mur de la intolerancia del PP i de l’actitut pobre, mesquina i sectaria d’un Consell de Redacció del programa que, sense faltar al respecte, gaudeix dún nivell intelectual i cultural manifestament millorable que, en aquest cas, es va manifestar amb mes agressivitat censora per tractar-se d’una peça escrita al voltant de la meua biografía; tan corrent com la de qualsevol pero que, sense dubte, va protagonitzar de manera compartida amb moltes persones filles del poble, per la voluntat sobirana de una gran majoría de veins i veines en les primeres eleccions municipals democrátiques d’abril de 1979 fins a 1999; una fita que mai la dreta ha pugut ni digerir ni superar si exceptuem els negres anys del franquisme del que mamen cada vegada amb mes força en aquests moments dramatics de miseries devingudes dels seus retalls socials i civics inmisericordes.

Si sempre ha sigut patetica la censura, ho es mes a hores d’ara en la época de les cibercomunicacións i d’internet que es, sense dubte, una ferramenta democratitzadora que está foradant el mur d’opacitat dels governs sense transparencia. Per aixó vull fer tambe un agraiment a les persones que han allotjat a la seua página web un treball professional que referencia i contextualitza una etapa de la historia local de L’Alcúdia de Crespins i ho han fet sense que jo en tinguera idea de la seua publicació; hui en una busqueda de continguts en la red m’he topat amb la bitacora i la puge al meu blog personal que mantinc de manera intermitent desde fa molts anys.

I em queda un darrer agraiment, a totes les persones que al llarg de la meua vida m’han manifestat de manera explicita o implicita i secreta la seua confiança en una manera de entendre la política com un servei public als ciutadans, a la meua familia que ha anat creixent entenent com es pot viure d’acord amb els valors que enriqueixen la vida i compartir, dialogar, fruir de ser ben lliures i mantenir un compromis social insubornable; i al PSPV, partit en el que milite des de 1976 i que, malgrat les circumstancies dolentes que depara l’actividad política, m’ha permes creixer com a persona i fer alló que encara hui es una passio personal: la política. Ho he pogut fer al meu poble, a la Diputació de València, a la Generalitat Valenciana i al si de la propia organització socialista on hui, mes madur pels anys i per l’experiencia, encara treballe cada día al servei de les persones buscant un marc de govern que canvíe la situació creada pels especuladors del territori, dels recursos públics i del benestar dels ciutadans i de les seus families.

Aixi doncs, gracies a la censura del PP, puc donar les gracies a moltes persones despres de tants anys i poder demostrar que sempre la extrema força del poderos és la rao que fonamenta la lluita incansable i eterna dels debils que devindrà en una victoria que mes prompte que tard será un fet palès incontestable si tots fem pinya entorn als valors basics del socialisme democràtic. Ahir va fer 39 anys de la mort de Salvador Allende i a la seua memoria vull tambe agrair el seu rigor vital i retre-li un sentit homenatge i, amb ell, a totes les persones que han fet del treball per la llibertat, la justicia i la igualtat les fites del cami que han transitat en vida i hui ens animen des d’on siga amb els seu exemple.

Vicent Vercher Garrigís

Link i font: alter.21.es

http://www.alter21.es/?p=9184

Día Internacional del Refugiado: Ya hay 42,5 millones de refugiados en todo el mundo

 

 

 

 

 

 

El HuffPost / Europa Press | Publicado: 20/06/2012 12:01 Actualizado: 20/06/2012 12:11

El número de refugiados en el mundo no deja de crecer. Unas 800.000 personas han tenido que dejar sus hogares en 2011 a causa de la violencia y el hambre. En total, 42,5 millones de refugiados en todo el planeta, según datos de ACNUR. La Agencia de la ONU para los Refugiados alerta de que estas cifras hacen de 2011 “un año récord en cuanto a desplazamiento forzoso entre fronteras”, ya que supone el mayor número de personas que se han convertido en refugiadas desde el año 2000.

Son conclusiones del informe titulado Tendencias Globales 2011, publicado con motivo del Día Internacional del Refugiado, en el que se detalla el efecto que las crisis humanitarias de Costa de Marfil, Libia, Somalia y Sudán, entre otras, han tenido sobre el desplazamiento forzoso de las personas. Según el documento, la cifra de nuevos desplazados en 2011 fue de 4,3 millones, de las que 800.000 huyeron de sus países cruzando fronteras y convirtiéndose en refugiados.

ACNUR destaca el caso de Malí, que en 2012 se ha convertido en un nuevo ‘punto caliente’ de expulsión de personas, tanto dentro como fuera de sus fronteras, uniéndose así a Libia, Somalia, Sudán y Costa de Marfil, que encabezaron el ranking en 2011. En lo que va de año, más de 150.000 personas están buscando cómo subsistir en otras partes del país y otras 160.000 se han refugiado en otros países de la región, como Mauritania, Níger, Burkina Faso y Argelia.

“Al principio, las familias que tuvieron que huir de Malí fueron acogidas en pueblos cercanos por sus allegados, pero al terminarse las reservas alimentarias de éstos, tuvieron que continuar su peregrinación”, asegura Filippo Busti, coordinador de Agua y Saneamiento del Equipo de Emergencias de ACH. Busti ha explicado que el principal motivo de la huida de los malienses es la violencia generada por los enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y los secesionistas tuareg en el norte del país. “No ha sido una marcha forzada por la búsqueda de alimentos, eso ha venido después. Si no hubiese habido un problema de violencia, nunca habrían abandonado sus casas”, añade.

A los refugiados del norte de Malí, en Níger se suman los procedentes de Libia y Costa de Marfil, que en su momento emigraron a estos países en busca de trabajo y que por los conflictos bélicos han tenido que regresar. “Han vuelto sin nada, ya no pueden mandar dinero a casa y ahora tampoco encuentran trabajo”, indica.

Pero ACNUR no es la única organización que alerta sobre la situación de los refugiados. En España, la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), ha lanzado una campaña titulada No Entran en la que buscan que los ciudadanos se pongan en la piel de quienes se han visto obligados a dejar su país y advierten de que cualquiera puede verse en esta situación.

En un vídeo elaborado por el director teatral Miguel del Arco, se muestra a un hombre negro que huye de un bosque hasta encontrarse con tres españoles del FRONTEX, el sistema de control fronterizo de la UE, a quienes pide ayuda. En lugar de eso, se encuentra con la indiferencia de los vigilantes. En la presentación de la campaña, Del Arco ha asegurado que “no podemos escudarnos en la crisis para ir cercenando lo que hemos avanzado” y ha pedido “avanzar mucho y mucho más deprisa”.

El vídeo ha contado con la participación del juez Baltasar Garzón; del actor Tristán Ulloa y las actrices Nuria Espert y Carmen Machi; del defensor del pueblo del País Vasco, Iñigo Lamarca; y del actor congoleño Donat Mbuyi, que protagoniza el ‘spot’.

En el acto, también se ha presentado el informe anual de CEAR sobre la situación de los refugiados en España. España recibió 3.414 peticiones de asilo el año pasado, lo que la sitúa a la cola de Europa en esta materia. Durante 2011 admitió a trámite 2.712 peticiones. El 9,5% de los solicitantes consiguieron el estatuto de refugiado, mientras que el 17,4% (595 personas) recibieron protección subsidiaria. Sin embargo, 2.512 personas, el 73,5% de los solicitantes, no recibieron la protección que pedían.

<object classid=”clsid:d27cdb6e-ae6d-11cf-96b8-444553540000″ width=”720″ height=”500″ id=”2011_Global_Trends” align=”middle”><param name=”movie”

 

El PP tumba en el Congreso la extensión de cobertura a los parados y la subida del salario mínimo

Imagen

El Congreso ha rechazado este martes una iniciativa de UPyD proponiendo la extensión de determinadas coberturas para los desempleados, así como otra del PSOE para aumentar un 1% el Salario Mínimo Interprofesional (SMI), en ambos casos con el argumento del PP de la falta de disponibilidad presupuestaria para poder cubrir nuevos compromisos de este tipo.

La Comisión de Empleo ha debatido este martes una proposición no de ley en la que UPyD pedía extender la Renta Activa de Inserción a todo aquel trabajador desempleado “que haya agotado la prestación y el subsidio”, eliminando así la restricción actual que exige a los beneficiados haber cumplido los 45 años para percibir la ayuda.

La formación magenta pretendía además eliminar el carácter temporal de la medida, que el Estado renueva cada seis meses, convirtiéndolo en un mecanismo permanente, así como homogeneizar los sistemas autonómicos habida cuenta de que, a su juicio, hay enormes diferencias entre las distintas comunidades, tanto en acceso a la ayuda como en su cuantía. Por eso, proponía que el Gobierno coordine a las comunidades en materias como ‘los requisitos de admisión para percibir la ayuda, su duración y su cuantía’.

El portavoz económico de UPyD, Álvaro Anchuelo, ha defendido la iniciativa recordando que la crisis es “una emergencia económica” pero “también tiene una cara social”, con más de dos millones de parados que “han perdido ya toda protección” y para quienes los presupuestos “dan una respuesta inadecuada” y “aumentan el riesgo de exclusión social”.

Por su parte, la diputada del PP María Concepción Bravo ha justificado su rechazo en que “la renta activa va a un colectivo de parados de larga duración que tienen que tener un tratamiento especial” y “sacar esa renta a otras personas tendría un coste muy elevado que en este momento es muy difícil de asumir”.

Además, ha defendido la necesidad de buscar “un cambio de actitud” para “pasar de la cultura del subsidio a la de la formación” condicionando el cobro de este tipo de subsidios a “un compromiso demostrable de búsqueda activa de empleo o de formación para mejorar la búsqueda”.

Tampoco han aceptado la propuesta del PSOE de incrementar este año el SMI un 1% y revisarlo semestralmente si no se cumplen las previsiones del índice de precios, dando así cumplimiento al Estatuto de los Trabajadores, una propuesta que sí han respaldado el resto de los grupos.

El diputado conservador Gerardo Camps ha subrayado que el PP “no se opone al SMI ni a que se incremente en determinadas coyunturas económicas” pero ha señalado que no sería “razonable” hacerlo en la actual situación y ha pedido a la oposición “responsabilidad” en su voto.