JOSE LUIS RODRIGUEZ ZAPATERO, PROMETE DOS MILLONES DE PUESTOS DE TRABAJO Y MILLÓN Y MEDIOS DE VIVIENDAS DE PROTECCIÓN OFICIAL.

POLÍTICA

 16/12/2007

http://www.20minutos.tv/index.php?v=NoPnLitBul

Solbes destaca la aproximación a los grandes países de la UE por el crecimiento económico durante la legislatura

ZP promete dos millones de puestos de trabajo y 1,5 VPO

L. B. / EFE

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha anunciado que entre los objetivos del Gobierno para la próxima legislatura se encuentra la creación de dos millones de puestos de trabajo y 1,5 millones de viviendas de protección oficial (VPO) en diez años. El ministro de Economía, Pedro Solbes, por su parte, ha destacado que se ha producido una aceleración económica que ha permitido aumentar la renta per cápita y aproximarse gradualmente a los grandes países de la Unión Europea.

Durante su intervención en el Foro Economía en Progreso, Zapatero ha anunciado algunos de los principales compromisos que el PSOE se ha marcado de cara a la próxima legislatura. Los ejes principales de estos compromisos son el empleo donde Zapatero ha promtetido dos millones de puestos de trabajo; la estabilidad laboral, para lo que el PSOE se ha propuesto reducir el empleo precario por debajo del 25%; y la vivienda en cuyo ámbito el presidente del Gobierno ha expresado el compromiso de promover “un millón y medio de viviendas en los próximos diez años”,

Integración plena de la mujer
Zapatero ha indicado que espera reducir la tasa de paro hasta el 7 por ciento y la temporalidad hasta el 25 por ciento, además de reducir las cargas administrativas en otro 25 por ciento. El jefe del ejecutivo aspira a que en la próxima legislatura la actividad media se sitúe por encima del 70 por ciento y que la tasa de actividad de las mujeres esté por encima del 60 por ciento, ya que se ha marcado como objetivo prioritario la “integración plena de la mujer al mercado de trabajo”

“Un optimismo fundamentado”
En cuanto a la creación de viviendas, Zapatero ha señalado que se trata de un proyecto para los próximos diez años. De los 1,5 millones de viviendas que se pretenden crear, un 40 por ciento (600.000) serán de alquiler. El jefe del Ejecutivo, que se ha mostrado muy optimista en cuanto al futuro económico de España señaló que no se trata de “un optimismo sin fundamento” sino que es el resultado del trabajo de los cuatro años que lleva gobernando el PSOE y de “la confianza que tenemos en la sociedad española”.

Llegar al pleno empleo real
A ese crecimiento contribuirán, según ha señalado Zapatero, el aumento de la población española, las consecuencias de la aplicación del Plan de Infraestructura del Transporte, el incremento inversión en I+D+i, la extensión de las escuelas infantiles de cero a tres años, las mejoras en la calidad educativa y el desarrollo efectivo del sistema de atención a la dependencia. La aspiración del Gobierno es llegar al pleno empleo real “más empleo estable y de calidad”, ha dicho Zapatero que ha añadido que, en el ámbito laboral, “pondrá su empeño” en lograr que el trabajo no suponga un peligro para la salud y la seguridad de los trabajadores y por ello se propone reducir el índice de siniestralidad y situarlo en la media de la Unión Europea.

Observatorio informativo en la red
Una de las novedades que ha anunciado el presidente del Gobierno, es la puesta en marcha de un Observatorio que facilitará a los ciudadanos información en la red sobre los productos y servicios que ofrecen las distintas empresas y podrán saber, por ejemplo, los precios de la gasolina o de la leche en supermercados distintos. Esta es una de las medidas que Zapatero impulsará para fomentar la productividad, uno de los grandes objetivos de la política económica del Gobierno, junto a la plena incorporación de la mujer en el ámbito laboral. El presidente ha destacado la necesidad de profundizar en el cambio de modelo de crecimiento económico ya que en esta década se decide quién contará más adelante y “España contará de verdad y en buenas condiciones”.

Acercamiento a los grandes de la UE
El ministro de Economía, Pedro Solbes, por su parte ha señalado que la desaceleración del sector inmobiliario y el complicado contexto financiero internacional afectarán al crecimiento español a muy corto plazo, aunque señaló que se trata de circunstancias coyunturales. Solbes, señaló que no tardando mucho el crecimiento de la economía española volverá a las tasas que hemos visto en la legislatura. El ministro de economía ha recordado que la legislatura ha sido “positiva” desde el punto de vista económico, con cifras de crecimiento superiores al 4 por ciento en trimestres recientes y del 3,8 por ciento en el último. Tras una legislatura anterior “de crecimiento a la baja y partiendo de niveles inferiores al 3 por ciento”, se ha producido una aceleración económica que ha permitido aumentar la renta per cápita y aproximarse gradualmente a los grandes países de la Unión Europea.

Hacia la convergencia “real”
El ministro de Trabajo y Asuntos Sociales, Jesús Caldera, ha señalado que la creación de empleo durante la legislatura ha permitido dirigir una parte del buen resultado de la economía a fortalecer la protección social y hacerla compatible con el crecimiento económico. Caldera considera que se ha “dignificado” la vida de colectivos con poca renta, como pensionistas o trabajadores con poco salario, lo que significa, en su opinión, que se está avanzando hacia el modelo de convergencia “real” con Europa.

ELECCIONES 2007 Y PROPUESTAS PARA LAS NUEVAS CIUDADES EL FUTURO.

ARTÍCULOS DE OPINIÓN

  • Antonio San José
  • ANTONIO SAN JOSÉ

    17/05/2007

Luz de Gas

Charlatanería electoral

La banda sonora de la campaña para las elecciones municipales y autonómicas del próximo 27 de mayo bien podría constituirla aquella canción ochentera de Joan Manuel Serrat titulada Cada loco con su tema. Sin duda, sería la perfecta descripción del ambiente político que se vive estos días en toda España.

En este envite nos jugamos todos mucho. Nada menos que el futuro de nuestras ciudades y comunidades autónomas por espacio de cuatro años. Hablamos de nuestra calidad de vida como ciudadanos, de infraestructuras, de vivienda, de la educación de nuestros hijos, de guarderías, de polideportivos, de medio ambiente y desarrollo sostenible, de calificaciones honestas del suelo disponible, de hospitales y centros de salud, de convivencia, de inmigración, de eliminar la contaminación acústica… de lo que nos rodea, en fin, y hace que nuestro día a día sea más agradable, más humano y mejor para nosotros y nuestras familias. Si alguien piensa que eso no es importante es claro que equivoca el pronóstico de medio a medio, por eso sorprende, cuando no indigna, que los candidatos, y especialmente los líderes nacionales, se dediquen a arrearse estopa con pasión olvidando las verdaderas preocupaciones y prioridades de los ciudadanos.

Mariano Rajoy, en su gira 2007, recorre España de punta a punta pregonando el Apocalipsis por mor de un Gobierno cuasi cómplice con los terroristas dispuesto a desmantelar la nación a las primeras de cambio por la debilidad de un presidente irresponsable. El líder del PP no alude a los casos de corrupción urbanística que salpican a algunos conspicuos miembros de su partido ni a la realidad cotidiana de los municipios. Lo suyo es tirar por elevación y convertir absurdamente estos comicios en unas primarias con la vista puesta en las generales del próximo año.

Claro que en la acera de enfrente las cosas no pintan mucho mejor. El ministro de Justicia aconseja en un mitin a los populares que tomen fármacos para digerir la no ilegalización de ANV y el respetable le ríe la chocarrería sin preguntarle qué tipo de lenitivo o eupéptico deben ingerir los de Rajoy. Zapatero predica la aplicación estricta de la Ley de Partidos y no se sacude la sombra ominosa de un proceso en letargo cuya amenaza puede ser letal para él si ETA vuelve por donde solía. Los argumentos sobrevuelan los planteamientos concretos destinados a ciudades, pueblos y comunidades para confundirse con el marasmo espeso de la gran política nacional. Ésa es la realidad.

El alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, acaba de decir que durante los próximos 20 años la sociedad tiene el reto de reinventar el modo en que vivimos en las grandes ciudades. Por lo que le toca ha anunciado el “giro verde” que pretende convertir la capital estadounidense en la urbe más sostenible del país: desde la plantación de un millón de árboles a una nueva directiva de “edificios eficientes”, incluyendo un “peaje de atasco” de seis dólares para los automóviles que accedan a Manhattan en las horas de mayor congestión de tráfico. Se trata de planteamientos, discutibles, pero propuestas a fin de cuentas.

¿Han escuchado ustedes algo similar en estos días de campaña por estos pagos? Yo, tampoco.