Día Internacional del Refugiado: Ya hay 42,5 millones de refugiados en todo el mundo

 

 

 

 

 

 

El HuffPost / Europa Press | Publicado: 20/06/2012 12:01 Actualizado: 20/06/2012 12:11

El número de refugiados en el mundo no deja de crecer. Unas 800.000 personas han tenido que dejar sus hogares en 2011 a causa de la violencia y el hambre. En total, 42,5 millones de refugiados en todo el planeta, según datos de ACNUR. La Agencia de la ONU para los Refugiados alerta de que estas cifras hacen de 2011 “un año récord en cuanto a desplazamiento forzoso entre fronteras”, ya que supone el mayor número de personas que se han convertido en refugiadas desde el año 2000.

Son conclusiones del informe titulado Tendencias Globales 2011, publicado con motivo del Día Internacional del Refugiado, en el que se detalla el efecto que las crisis humanitarias de Costa de Marfil, Libia, Somalia y Sudán, entre otras, han tenido sobre el desplazamiento forzoso de las personas. Según el documento, la cifra de nuevos desplazados en 2011 fue de 4,3 millones, de las que 800.000 huyeron de sus países cruzando fronteras y convirtiéndose en refugiados.

ACNUR destaca el caso de Malí, que en 2012 se ha convertido en un nuevo ‘punto caliente’ de expulsión de personas, tanto dentro como fuera de sus fronteras, uniéndose así a Libia, Somalia, Sudán y Costa de Marfil, que encabezaron el ranking en 2011. En lo que va de año, más de 150.000 personas están buscando cómo subsistir en otras partes del país y otras 160.000 se han refugiado en otros países de la región, como Mauritania, Níger, Burkina Faso y Argelia.

“Al principio, las familias que tuvieron que huir de Malí fueron acogidas en pueblos cercanos por sus allegados, pero al terminarse las reservas alimentarias de éstos, tuvieron que continuar su peregrinación”, asegura Filippo Busti, coordinador de Agua y Saneamiento del Equipo de Emergencias de ACH. Busti ha explicado que el principal motivo de la huida de los malienses es la violencia generada por los enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y los secesionistas tuareg en el norte del país. “No ha sido una marcha forzada por la búsqueda de alimentos, eso ha venido después. Si no hubiese habido un problema de violencia, nunca habrían abandonado sus casas”, añade.

A los refugiados del norte de Malí, en Níger se suman los procedentes de Libia y Costa de Marfil, que en su momento emigraron a estos países en busca de trabajo y que por los conflictos bélicos han tenido que regresar. “Han vuelto sin nada, ya no pueden mandar dinero a casa y ahora tampoco encuentran trabajo”, indica.

Pero ACNUR no es la única organización que alerta sobre la situación de los refugiados. En España, la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), ha lanzado una campaña titulada No Entran en la que buscan que los ciudadanos se pongan en la piel de quienes se han visto obligados a dejar su país y advierten de que cualquiera puede verse en esta situación.

En un vídeo elaborado por el director teatral Miguel del Arco, se muestra a un hombre negro que huye de un bosque hasta encontrarse con tres españoles del FRONTEX, el sistema de control fronterizo de la UE, a quienes pide ayuda. En lugar de eso, se encuentra con la indiferencia de los vigilantes. En la presentación de la campaña, Del Arco ha asegurado que “no podemos escudarnos en la crisis para ir cercenando lo que hemos avanzado” y ha pedido “avanzar mucho y mucho más deprisa”.

El vídeo ha contado con la participación del juez Baltasar Garzón; del actor Tristán Ulloa y las actrices Nuria Espert y Carmen Machi; del defensor del pueblo del País Vasco, Iñigo Lamarca; y del actor congoleño Donat Mbuyi, que protagoniza el ‘spot’.

En el acto, también se ha presentado el informe anual de CEAR sobre la situación de los refugiados en España. España recibió 3.414 peticiones de asilo el año pasado, lo que la sitúa a la cola de Europa en esta materia. Durante 2011 admitió a trámite 2.712 peticiones. El 9,5% de los solicitantes consiguieron el estatuto de refugiado, mientras que el 17,4% (595 personas) recibieron protección subsidiaria. Sin embargo, 2.512 personas, el 73,5% de los solicitantes, no recibieron la protección que pedían.

<object classid=”clsid:d27cdb6e-ae6d-11cf-96b8-444553540000″ width=”720″ height=”500″ id=”2011_Global_Trends” align=”middle”><param name=”movie”

 

Anuncios

Mas derechos, menos pobreza.

Este mensajes contiene imágenes, si no las visualizas correctamente, pulse aquí.  
   
 
 Reenviar   Hazte Socio   Tienda 
Amnistía Internacional - Logo
 English   Castellano 
  29-05-2009 – 2.400.000 suscriptores
 
   Si tus ingresos son de uno o dos dólares al día te dicen que eres pobre, pero tus derechos pueden ser incluso menos aunque nadie se moleste en calcularlos. No tienes derecho a la vivienda, porque te desalojan a la fuerza de dónde has vivido siempre para que una multinacional explote los recursos naturales a sus anchas. No tienes derecho a la salud, porque tu bebé muere por una pequeña complicación en el parto. Tus hijos e hijas no tienen derecho a la educación porque no pueden ir a la escuela. Para denunciar esto, ¿dónde reclamas?, ¿quién te escucha?

La crisis económica, que centra la atención y los esfuerzos de los gobiernos, está agravando lo que ya era una crisis de derechos humanos explosiva. Por eso, junto con su Informe Anual, que pone datos y rostros a esta crisis, Amnistía Internacional acaba de lanzar la campaña Exige Dignidad. Nuestro reto es romper el círculo de falta de participación, de exclusión y de injusticia para las personas a las que los gobiernos han dejado en la cuneta al incumplir sus obligaciones con los derechos humanos.

Porque la pobreza no es inevitable: es  consecuencia de políticas y prácticas concretas. Exigimos a los países del G-20, que se han proclamado líderes para abordar la crisis económica, que pongan los derechos humanos en el centro de su liderazgo. Si han sido capaces de coordinarse y reunir sumas incalculables para reactivar la economía, ¿por qué no ponen el mismo esfuerzo para hacer frente a su responsabilidad con los derechos de las 963 millones de personas que pasan hambre o los 1000 millones que viven en asentamientos precarios?

Y a ti, te pedimos que no te quedes indiferente y que difundas nuestra campaña, exigiendo más derechos y menos pobreza. Y si puedes, únete a Amnistía Internacional  en esta lucha. ¡Exige dignidad!

Gracias por no mirar a otro lado,

Eva Suárez-Llanos
Directora. Amnistía Internacional

P.D. Infórmate de la situación de los derechos humanos en todo el mundo a través de nuestro Informe Anual. Ya está disponible la edición de 2008. ¡Suscríbete o cómpralo!

 

 

 
arriba
izq Actúa der
izq
 
  Foto noticia
  Exige dignidad
  Unas 80 familias corren peligro inminente de ser desalojadas de sus viviendas en Camboya. Violando su derecho a la vivienda, estas personas pueden ser reubicadas a la fuerza en un nuevo lugar totalmente inadecuado, sin agua potable, electricidad, alcantarillado ni atención sanitaria.Exige dignidad para estas familias.
  Firma nuestra petición más info
der
borde abajo
 

 
arriba
izq En primer plano der
izq
 
  Foto noticia
  Pobreza e impunidad
  La pobreza no es inevitable ni un fenómeno natural. Es consecuencia directa de la falta de compromiso de los gobiernos para hacer respetar, proteger y hacer cumplir los derechos.Gobiernos y empresas deben rendir cuentas, responsabilizarse de las políticas y prácticas que generan pobreza, y responder de estos abusos.
  Más información más info
der
borde abajo
 
 
arriba
izq La pobreza, la peor crisis der
izq
 
  Foto noticia
  Sea el primero
  El 10 de diciembre de 2008, la Asamblea General de Naciones Unidas adoptó el Protocolo Facultativo al Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales por el cual las víctimas pueden solicitar protección y reparación. Para que entre en vigor, al menos 10 Estados deben ratificarlo.¡Pide al presidente Zapatero que sea el primero en firmarlo!
  Firma ahora más info
der
borde abajo
 
 
 

Los datos personales que nos facilitaste constan en un fichero automatizado y confidencial de Amnistía Internacional.
Amnistía Internacional no vende ni comparte los datos que nos proporciones con ninguna entidad u organización.
Puedes ejercer los derechos de acceso, rectificación y cancelación en los siguientes enlaces.
Esta dirección no recibe mensajes. Por favor no pulses a ‘Responder’
Aviso legal y política de privacidad | Dar de baja | Acceder / modificar datos
© 2009 Amnistía Internacional

No hay plan de rescate para la infancia en Guatemala

1229429609_128984_fotonoticia_normal_0
Por ADRIANO GONZÁLEZ-REGUERAL*
Actualizado 17-12-2008 17:45 CET

Los responsables del Programa Mundial de Alimentos de la ONU lanzaron ayer un toque de atención a la comunidad internacional para recordar que la crisis puede ser letal para quienes no tienen qué comer, y urgieron a poner en marcha un paquete de medidas de rescate. Un representante de UNICEF en Guatemala dibuja uno de estos grupos de personas especialmente sensibles a la coyuntura.

 
cathyse97 (Flickr)

Madre e hija en Antigua, Guatemala.

En Guatemala, las vacas de la crisis son flaquísimas para los más pobres, y los más pobres de entre ellos frecuentemente nos miran con los ojos de una niña indígena.

Mientras tanto, artículos, análisis, declaraciones, se multiplican a través del mundo: la crisis financiera ya es económica, es ya global. En los países ricos, gigantescos planes de rescate buscan minimizar el impacto de esta sacudida sobre los imperios automovilísticos y sus trabajadores, sobre las clases medias atrapadas por hipotecas.

Mucho menos se lee y se oye sobre las repercusiones de la crisis en los habitantes más pobres de las naciones más desfavorecidas. Los recientes avances de varios países africanos están siendo anulados. Millones de inmigrantes han perdido sus oportunidades de trabajo. Los progresos hacia las metas del milenio, en especial la reducción de la pobreza extrema, están amenazados. Y la ayuda internacional se ve a su vez comprometida.

En Guatemala, en los últimos 18 meses, más de un millón de personas han incrementado la masa de los seis millones de pobres (de una población de 13 millones) por las oscilaciones del mercado mundial de alimentos

Pero incluso dentro de los escasos comentarios sobre la crisis y los pobres, un silencio de inatención persiste sobre los principales olvidados: los niños y las niñas. Una emergencia silenciosa está sin embargo surgiendo en la niñez de las aldeas más remotas, de las chabolas más ignoradas. Para su infancia no hay aún plan de rescate.

En Guatemala y en los últimos 18 meses, más de un millón de personas han incrementado la masa de los seis millones de pobres —de una población de 13 millones— por las oscilaciones del mercado mundial de alimentos, según un estudio del Programa Mundial de Alimentos y de la Universidad Rafael Landívar. Las menguantes remesas de los emigrantes, antaño empleadas en la adquisición de casas y equipamientos, se destinan más y más a la compra de alimentos. Se reduce la cantidad y la calidad de los alimentos en las familias pobres, aumentando el riesgo de malnutrición crónica. Un empeoramiento en esta situación sería particularmente catastrófico: la mitad de la niñez guatemalteca está ya crónicamente desnutrida, situándose en el peor puesto de América Latina y el Caribe, y el cuarto a nivel mundial.

El Gobierno de Guatemala promueve ya un paquete de medidas para hacer frente a la crisis. Un ejemplo ha sido la reciente escolaridad gratuita. Pero la pérdida de ingresos fuerza a las familias a tener más miembros trabajando; y la escolaridad se ve amenazada por el trabajo infantil. En un marco de empleo cada vez más precario, las alternativas violentas ganan terreno entre adolescentes y jóvenes. La migración, el tráfico y la trata de niños y niñas, la explotación sexual comercial se incrementan, mientras subsiste un trasfondo de impunidad: urge la adopción de leyes al respecto, coherente con la Convención de los Derechos de la Niñez, y su aplicación en procesos claros de justicia.

Guatemala entera debe tejer una red de protección en torno a la infancia. La información sobre cómo la crisis está golpeando a la niñez debe ser actualizada continuamente, para que las iniciativas de salud, enseñanza, y el apoyo directo a las familias tengan más y mejor impacto. Estas iniciativas exigen un presupuesto a la altura. Ahora más que nunca, hay que invertir en la infancia. Para dar presente y comprar futuro. Para que la marea de la crisis no arrastre consigo a toda una generación.

 

*Adriano González-Regueral es representante de UNICEF en Guatemala.

1 de diciembre, Dia Internacional Contra el SIDA.

el Día Mundial del SIDA

1 de diciembre


En 1998 la Asamblea General expresó su profunda preocupación por el hecho de que el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA) había adquirido proporciones de pandemia. Al tomar nota de que la Organización Mundial de la Salud (OMS) había declarado Día Mundial del SIDA el 1° de diciembre de 1998, la Asamblea destacó la importancia de la observancia adecuada de esa ocasión (resolución 43/15). En la actualidad, más de 41 millones de personas están afectadas por el VIH/SIDA. Combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades es un de los Objetivos de Desarrollo de la ONU para el Milenio. Para el año 2015 , los 191 Estados Miembros de la ONU se han comprometido a cumplir estos objetivos.

La Campaña Mundial contra el SIDA 2005-2010 ha escogido como tema: “Detener el SIDA. Mantener la promesa”.

Enlaces con sitios de las Naciones Unidas  y del sistema de la ONU:

Naciones Unidas

Joint United Nations Programme on HIV/AIDSUNAIDS

Organización Mundial de la Salud

Grupo del Banco Mundial

Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia

Fondo de Población de las Naciones Unidas 

Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos

Organización Internacional del Trabajo

Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo 

Programa de las Naciones Unidas para la Fiscalización Internacional de Drogas

UNESCO


RECURSOS ADICIONALES:

Las conexiones de los recursos adicionales contenidas en esta página tienen un finalidad meramente informativa. Dicha información no implica responsabilidad alguna por parte de las Naciones Unidas, ni la reconocen oficialmente.

AEGIS

AIDS Action

AIDS Healthcare Foundation

AVERT

Día Mundial del SIDA (Internacional de la Educación)

Family Health International

Fondo Mundial de Lucha contra el SIDA, la Tuberculosis y la Malaria

The HIV/AIDS Crisis: Intellectual Property and Access to Medicines
(Consumer Project on Technology)

HIV InSite Knowledge Base

HIVTools Research Group

International AIDS Conference
(15th : Bangkok : 2004)
; (16th : Toronto : 2006)

International AIDS Economics Network (IAEN)

International AIDS Society

International Association of Physicians in AIDS Care (IAPAC)

International Council of AIDS Service Organizations (ICASO)

lazo-rojo

30.000 personas viven en España, sin techo.

sin-techo-caritas

En el Día de los Sin techo, las ONG responsables de la iniciativa reclaman atención sobre las condiciones de las más de 30.000 personas que viven en la calle

ELPAÍS.com / EFE – Madrid – 23/11/2008

No tener hogar significa mucho más que estar sin techo”. Bajo ese lema, arranca este año el Día de los Sin Techo que este domingo se celebra. Las ONG responsables de la iniciativa -Cáritas, la Federación Europea de Asociaciones de Centros para la Integración y Ayuda a Marginados (FACIAM) y la Federación Europea de Asociaciones nacionales que trabajan con personas sin hogar (FEANTSA)- recuerdan que más de 30.000 personas viven en España sin techo. Y sin hogar.

La noticia en otros webs

Las organizaciones denuncian en esta cuarta edición del Día de los Sin Techo el “muchas veces imposible acceso al derecho social de una vivienda digna y adecuada, que afecta con especial dramatismo a las personas sin hogar” y tratan de llamar la atención sobre las condiciones de precariedad severa y extrema vulnerabilidad de las personas que viven en la calle.

Por ello solicitan la aplicación de una política estatal, autonómica y local que favorezca la inclusión de los colectivos más vulnerables, así como medidas fiscales que favorezcan el alquiler y programas de rehabilitación de viviendas.

Hombre, extranjero, con estudios de secundaria

El 82% de las personas sin hogar son varones; casi la mitad -el 48%- son extranjeros; el 30% tienen entre 18 y 29 años; el 13% ha recibido enseñanza superior y el 63,9% ha acabado la secundaria.

Casi tres de cada diez, explican las ONG, tuvieron padres con problemas de alcohol o drogas y el 30% padeció malos tratos. Además, el 44% ha abusado en algún momento de las drogas; el 10% tiene problemas graves de salud mental y el 16% fue expulsado del hogar antes de los 18 años.

Detrás de muchas de sus historias, las organizaciones recuerdan que se encuentran motivos como los desahucios por impago de deudas, el abandono del hogar familiar sin recursos, las rupturas familiares, las depresiones o los trabajos temporales e inseguros.

El cólera se extiende en Zimbabue mientras prosigue la lucha de poder

20081121elpepuint_17

Más de 6.000 infectados y casi 300 muertos en un brote comenzado el martes y agravado por los hospitales cerrados, fruto de la pésima situación económica del país

ELPAÍS.com / AGENCIAS – Madrid / Harare – 21/11/2008

Son ya más de 6.000 infectados y 294 las muertes confirmadas por el último brote de cólera que se declaró el martes pasado en el sur de Zimbabwe. La epidemia se ve agravada por la pésima situación económica del país, cuya moneda acumula ya una inflación del 100.000%. Los servicios públicos están bajo mínimos y los hospitales cerrados por falta de pago.

 

Zimbabue

A FONDO

Capital:
Harare.
Gobierno:
República.
Población:
11,350,111 (est. 2008)

<!–

Enlace Ver cobertura completa

–>

La noticia en otros webs

“El brote probablemente continúe mientras la situación del agua y de la sanidad siga empeorando, con la escasez grave de agua potable y con los problemas de las aguas residuales y la eliminación de residuos en la mayoría de las zonas pobladas”, señala la OMS en un comunicado. El cólera es una enfermedad relacionada con el agua contaminada que causa vómitos y diarrea aguda, y puede llevar a una muerte por deshidratación. Se extiende con rapidez en situaciones con una sanidad pobre o donde el agua contaminada se emplea para beber o para cocinar.

Un gran número de hospitales ha cerrado en Zimbabue y la mayoría de ciudades sufre un suministro intermitente de agua, tienen las alcantarillas rotas y la basura dispersa. La OMS dice que la erradiación del brote en este país del sur de Africa será difícil debido a la disponibilidad limitada de medicinas, suministros médicos y profesionales sanitarios en esta nación. “También es preocupante el comienzo de la estación de lluvias”, señala su comunicado. Esta agencia de la ONU y sus socios, incluida la Organización Internacional para la Migraciones (OIM), están distribuyendo productos sanitarios y otros suministros esenciales en el país, y está entrenando a voluntarios para promocionar la higiene en las zonas más golpeadas por esta enfermedad en el país.

Lucha por el poder

Mientras tanto, el eterno presidente y héroe de la independencia en 1979, Robert Mugabe, alarga las negociaciones con el líder opositor Morgan Tsvangirai, se salta los acuerdos y nombra ministros por su cuenta. El embajador de Estados Unidos afirmó ayer en una rueda de prensa por videoconferencia que “el país se está yendo al garete” y pasó a describir un panorama desolador de hambre y escuelas y hospitales cerrados en un país con un 80% de paro.

Por otra parte, Sudáfrica ha anunciado que retendrá 23 millones de euros que tenía previsto enviar a modo de ayuda humanitaria hasta que no haya un Gobierno claramente definido en la que parece la primera medida punitiva adoptada contra Mugaba por el sabotaje de las negociaciones.

Menores sin infancia.

Millones de niños en todo el mundo realizan tareas de adultos y carecen de medios para sobrevivir en condiciones dignas

La infancia no siempre es la etapa más feliz de la vida. Cada día, millones de menores en todo el mundo luchan, sin demasiado éxito, por esbozar una sonrisa. Su situación es la de pequeños adultos a los que les han robado un pedazo de existencia. El Día Universal del Niño lo recuerda cada 20 de noviembre, pero conviene no olvidarlo nunca.

  • Autor: Por AZUCENA

La infancia no siempre es la etapa más feliz de la vida. Cada día, millones de menores en todo el mundo luchan, sin demasiado éxito, por esbozar una sonrisa. Su situación es la de pequeños adultos a los que les han robado un pedazo de existencia. El Día Universal del Niño lo recuerda cada 20 de noviembre, pero conviene no olvidarlo nunca.

  • Autor: Por AZUCENA GARCÍA
  • Fecha de publicación: 19 de noviembre de 2008

Cifras millonarias

Niños sin infancia. Una contradicción que, sin embargo, refleja la realidad de millones de menores en todo el mundo. Un baile de cifras, a cual peor. Naciones Unidas revela que existen hasta 150 millones de niños y niñas de la calle. Otros 200 millones trabajan en empleos considerados peligrosos. Unos 70 millones más en edad escolar no van a la escuela. Y así hasta llegar a las cifras de mortalidad infantil que, a pesar de disminuir cada año, todavía hablan de 27.000 menores de cinco años que mueren cada día por causas evitables.

Los niños y niñas tienen derechos, aunque no siempre se respeten. “Hay millones de adultos prematuros encerrados en pequeños cuerpos, que juegan cada día el difícil partido de la supervivencia”, describe Manos Unidas. En la última década, dos millones de niños han muerto en conflictos armados y 250.000 han debutado como niños-soldado. Sin duda, un estreno peligroso.

Unos 200 millones trabajan en empleos considerados peligrosos, mientras que el reclutamiento forzado es una práctica extendida en lugares en conflicto

La atención estos días se centra en República Democrática del Congo donde, según Unicef, los constantes combates en la provincia de Kivu del Norte “han puesto a los niños en peligro de sufrir malos tratos y explotación por parte de los grupos armados”. El reclutamiento forzado es una práctica extendida. El grupo más vulnerable es el compuesto por los niños desplazados. El caos que se ha adueñado del país propicia el movimiento de personas y el aumento de niños que, en su huida, quedan separados de sus progenitores.

Los males que acechan a los infantes son varios y variados. En el mundo, por ejemplo, hay 15 millones de pequeños huérfanos a consecuencia del sida y tampoco ellos se salvan de esta epidemia. El abuso sexual a que son sometidos en algunos países les conduce a traumas psicológicos, contagio de VIH y enfermedades de transmisión sexual “o la adicción a las drogas desde edades tempranas”, recuerda Global Humanitaria. Esta ONG desarrolla desde 2003 el Proyecto Protect. Radicado en Camboya, este proyecto investiga y denuncia abusos sexuales a menores por parte de extranjeros y de redes de prostitución infantil. “La precaria situación económica del país, más acentuada en las zonas rurales, causa el abandono, la venta y el secuestro de niños”, lamenta la entidad. Alrededor de la mitad de los habitantes de Camboya tienen menos de 18 años. Sólo en Phnom Penh, capital del país, se estima que entre 1.000 y 1.500 niños -como mínimo- viven en las calles sin mantener vínculos familiares.

Población mayoritaria

Más de la mitad de la población de los países en desarrollo es menor de 25 años. Esto significa, según datos del Banco Mundial, que el 85% de los jóvenes entre 15 y 24 años reside en estos países y que el 92% de los 1.400 millones de niños que nacerán en el mundo antes de 2010, lo harán también en estas zonas. Sin embargo, los menores son uno de los grupos más vulnerables y sus voces, “las menos escuchadas”. Una cuarta parte de la población que vive en condiciones de extrema pobreza es joven, cerca de 12 millones viven con VIH/sida, unos 133 millones no saben leer ni escribir y entre un tercio y la mitad carece de empleo.

En este contexto, los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) buscan, entre otras cosas, mejorar las condiciones de vida de los niños y jóvenes. Para ello, el Banco Mundial cuenta con diversos programas cuyo objetivo es incorporar las opiniones de los jóvenes “a fin de mejorar su presente y su futuro”. En el caso de Youthink!, se pone a disposición de los estudiantes un recurso en línea sobre temas sociales y de desarrollo, en el que el contenido está escrito en un idioma “apropiado a la edad” y se invita a los jóvenes a compartir sus historias y sus experiencias.

Explotación laboral

En los últimos años, el trabajo infantil es una denuncia continua. La situación afecta a un buen número de países, en los que las condiciones de vida de estos menores dejan mucho que desear. En Bolivia, Global Humanitaria ha detectado a unos 800.000 niños, niñas y adolescentes trabajadores. La mayoría se ven obligados a ayudar en el hogar (principalmente las niñas), en el campo y en la venta ambulante de productos: “Hay niños que limpian zapatos, otros trabajan cargando bolsas, en los basurales o vendiendo periódicos”.

El trabajo infantil provoca cada año cerca de 22.000 muertes, accidentes o negligencias

En otros países de América Latina, como Colombia, cerca de dos millones y medio de niños entre 5 y 17 años se ven obligados a trabajar en algún momento del año. “Casi un millón desarrolla actividades que corresponden a las peores formas de trabajo infantil”, advierte Global Humanitaria. Las tasas de matriculación escolar descienden de manera preocupante entre Primaria (87%) y Secundaria (55%) y sólo un 64% de los niños que trabajan asiste a centros de educación formal. Una situación similar se repite en Guatemala y Nicaragua, donde la mitad de los menores de 15 años son también trabajadores, en su mayoría, no remunerados.

Las consecuencias del trabajo infantil provocan cada año, según la ONG Ayudemos a un niño, cerca de 22.000 muertes, accidentes o negligencias. De ahí la puesta en marcha del Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (IPEC), impulsado desde la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Esta entidad define el trabajo infantil como “toda actividad laboral que realizan los niños, las niñas y adolescentes antes de los 18 años y que les perjudica en su desarrollo físico, social, intelectual y moral”. Sin embargo, más de 200 millones de menores se ven obligados a trabajar. De ellos, unos 50 millones tienen entre 5 y 11 años y desempeñan su labor en “circunstancias peligrosas”.

Tipos de trabajos

El Programa Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (IPEC) clasifica éste en varios grupos. En primer lugar, detecta el denominado trabajo infantil peligroso, aquél que pone en riesgo la salud, seguridad o moralidad de los niños y niñas debido a la naturaleza o el número de horas trabajadas. Esta modalidad expone a los pequeños a abuso físico, psicológico o sexual, mientras que en otras ocasiones les fuerza a trabajar bajo la superficie o bajo el agua, en alturas peligrosas o en espacios confinados.

El trabajo infantil en minas y canteras, por su parte, engloba en América Latina a más de nueve millones de mujeres y niños, que dependen de la actividad minera artesanal. “Los niños y adolescentes comienzan ayudando a sus madres en tareas de selección de desmonte minero o bateando en el río durante largas horas a la intemperie” para, a partir de los 12 años, apoyar en la extracción del mineral en los túneles, el transporte a la superficie y su procesamiento.

También destacan el trabajo en la agricultura, que concentra a cerca del 70% de los menores trabajadores; el trabajo doméstico, con unos diez millones de pequeños en todo el mundo que realizan estas tareas en condiciones peligrosas o de explotación; el trabajo en basureros, generalmente realizado por familias en situación de extrema pobreza; el trabajo en la pesca y extracción de moluscos, en mercados, en las coheterías o en el sector informal, es decir, sin estar oficialmente empleados.

Matrimonio infantil y adolescente

El matrimonio infantil es una práctica habitual en África subsahariana y Asia meridional. Su aplicación “niega a las niñas el derecho a un futuro mejor”, advierte Unicef, pero la situación se repite en Oriente Medio, África septentrional y otras regiones de Asia, donde la tradición apuesta por el matrimonio con adolescentes. En Sierra Leona, el 56% de las niñas contrae matrimonio antes de cumplir 18 años. El 66% en las zonas rurales. En Etiopía y en África occidental, los enlaces a los 7 u 8 años son frecuentes. En Djibouti, llegar a los 20 años sin haberse casado convierte a las mujeres en “solteronas”.

Apenas hay estadísticas. Los datos se silencian amparados en tradiciones sin intención de ser revisadas. “Resulta difícil conocer el número de matrimonios prematuros, debido a la cantidad de ellos que no se inscriben y que, por tanto, son ilegales”, explica Unicef. Las familias pobres aprueban los matrimonios porque consideran a las niñas una carga económica: “Casarlas es una medida de supervivencia”. Otras están convencidas de que el matrimonio a una edad temprana protege a las niñas frente a agresiones sexuales y “les procura la protección de un tutor varón”.

Abandono escolar

El matrimonio prematuro es una de las principales causas de abandono escolar entre las niñas. “Cuando pueden ir a la escuela y completar sus estudios, se modifica diametralmente su futuro”, advierte Unicef. Se teme a una educación que puede cambiar “para bien” la orientación de la vida de las niñas y de sus futuras familias. A pesar del incremento que han registrado en los últimos años las tasas de escolaridad, la proporción de niñas que cursa estudios secundarios es sensiblemente inferior a la de niños.

Para mejorar esta situación, Unicef impulsa desde 2006 los Clubes de Madres. La finalidad de estos grupos es ayudar a las niñas dentro de sus comunidades para que concluyan los estudios. En concreto, apoyan a las mujeres para que obtengan ingresos derivados de la horticultura comunitaria en gran escala y puedan hacerse cargo de la educación de sus hijas. Las integrantes del Club de Madres cultivan hortalizas como mandioca y patatas, “cuya venta genera fondos que se emplean para pagar la matrícula escolar de las niñas”.

Por otro lado, las mujeres que componen estos grupos movilizan a sus comunidades en apoyo de la educación de las niñas y se encargan de informar y orientar sobre aspectos culturales como el matrimonio precoz, el embarazo adolescente y la prevención de las enfermedades de transmisión sexual. Una vez que las madres han entendido la importancia de enviar a sus hijas a la escuela, se intenta que transmitan esos conocimientos a otras mujeres para que todas las pequeñas tengan la oportunidad de acudir al colegio y, por qué no, también a la universidad.