ENRIQUE DE DIEGO, DIRECTOR DEL PROGRAMA “A FONDO” DE RADIO INTERECONOMÍA, PRESENTA UN LIBRO EN CONTRA DE LA TEORÍA DE LA CONSPIRACIÓN.

POLÍTICA

 16/11/2007

Enrique de Diego exige a Zaplana y Acebes que dimitan, mientras los sindicatos se plantean incluso denunciarlos

Un periodista conservador presenta un libro en contra de la teoría de la conspiración

ALBERTO GUTIÉRREZ MOLINERO

Enrique de Diego, periodista conservador y director del programa A Fondo de Radio Intereconomía, presentó ayer su nuevo libro “Conspiranoia, de cómo El Mundo y la COPE mintieron y manipularon sobre el 11-M”. En la presentación, Enrique de Diego arremetió contra los principales conspiradores Federico Jiménez Losantos, Pedro J. Ramírez y Luis del Pino, y a gran parte de la cúpula del Partido Popular por la “estupidez” de haber alentado dichas teorías.

En concreto, el periodista señaló a Ángel Acebes y a Eduardo Zaplana como cabecillas de haber prestado oídos -y seguir haciéndolo- a tan disparatadas teorías. “Deberían dimitir”, aseguró De Diego y añadió que “como aquí no dimite nadie, Mariano Rajoy debería destituirlos”. Acebes era el ministro del Interior cuando se produjeron los atentados del 11-M y, aún lo era en funciones poco después, cuando se suicidaron los islamistas en Leganés provocando la muerte del geo Francisco Javier Torronteras.

Salvar su carrera política
Di Diego acusó a Acebes de preferir salvar “su carrera política” antes que defender a Torronteras, él “que era su jefe” entonces y que le había dado la orden para entrar en el piso de Leganés. “No tenía que estar haciendo alianzas con la COPE y El Mundo, tenía que haber defendido a un policía que murió a sus órdenes”, sentenció.

La página más negra
El libro “Conspiranoia” trata de “desentrañar la página más negra de la historia del periodismo español”, como la calificó Enrique de Diego en la presentación en la sede del Sindicato Unificado de Policía (SUP). El texto trata de poner en evidencia las hipótesis sin fundamento y las paranoias irracionales de quienes “han mentido sin límites”, en referencia a El Mundo y la COPE.

“Conspiración”
“No es una teoría de la conspiración, sino una conspiración en sí misma”, como aseguró el propio De Diego en la presentación. “No han dicho más que estupideces y quieren llegar a marzo diciendo estupideces”, continuó el periodista en referencia a Jiménez Losantos, Pedro J. Ramírez y Luis del Pino. Y además se pregunto: ¿Por qué soy el único periodista de derechas que se ha opuesto a esto?

Acompañantes
Acompañando al periodista conservador estaban José Manuel Fornet, secretario general del SUP, José María Fuster Fabra, abogado de la Asociación 11-M Afectados por el terrorismo y José Ángel Gago, presidente del Sindicato Profesional de Policía.

Acciones legales
El abogado de la Asociación 11-M Afectados por el terrorismo, José María Fuster Fabra se preguntó hasta que punto es lícito la actitud de los medios que han difundido la teoría de la conspiración. Además, Fuster Fabra aseguró que se “iniciarán acciones legales contra algunos medios” y quienes han alentado la teoría de la conspiración, aunque no dio ningún nombre concreto.

Denuncias contra Jiménez Losantos
Quien sí dio nombres fue el secretario general del SUP, José Manuel Fornet, quien aseguró que ya “hay pruebas suficientes para presentar denuncias contra Jiménez Losantos y Luis del Pino, según la información que tiene de los servicios jurídicos del SUP. Además insinuó que quizá también se denunciaran a algunos cargos del PP y pregunto retóricamente si Acebes no tendría nada que decir.

Renovarse
Todos parecieron coincidir en la necesidad que tiene el PP de pasar página y renovarse. De Diego calificó de “graves” las declaraciones de Rajoy tras la sentencia del juicio por el 11-M y aseguró que el PP “no ha hecho la reflexión sobre estos dos años de estupidez y tiene que regenerarse”. Lamentablemente, “no lo está haciendo”, concluyó el periodista.

NOTICIA DEL PERIODICO “LAS PROVINCIAS”: “L’Alcúdia de Crespins financia, después de 11 años la Casa de la Música”

 

 Publicado 14/08/07

 casa-de-la-musica.jpg

 

Estado de la Casa de la Música el pasado enero.

L’Alcúdia de Crespins

L’Alcúdia de Crespinsfinancia después de 11 años las obras de la Casa de la Música

El Consistorio paralizó la construcción del edificio público por falta de presupuesto

 

J. SÁNCHEZ/ L’ALCÚDIA DE CRESPINS

 

 

 
 

El Ayuntamiento de l’Alcúdia de Crespins se ha marcado como objetivo finalizar el edificio de la Casa de la Música antes de 2009 y tras once años sin dotar de presupuesto a esta obra, ya que en 1997 se puso en marcha la remodelación del edificio, pero por falta de presupuesto el Consistorio paralizó las obras.

Este edificio cultural, según manifestó el alcalde, Javier Sicluna, conserva su estructura intacta y consolidada. “Lo que falta es habilitarlo totalmente, instalar calefacción, ventanas, puertas y demás elementos necesarios”, agregó.

El proyecto de rehabilitación se inició hace 15 años, por tanto, se ha quedado “anticuado” y “descontextualizado para el municioio”. Ahora, el Ayuntamiento solicitará a la Conselleria de Infraestructuras la elaboración de un plan especial para adecuar el antiguo proyecto.

De este modo, apuntó el alcalde, se debe adaptar el diseño a la legislación actual para poder solicitar subvenciones a la Generalitat Valenciana”.

El presupuesto que preve Sicluna para estas obras ronda los 30 o 40 millones de pesetas, aunque antes de cifrar el valor económico, el Ayuntamiento tendrá que esperar a que la ConsellerIa diseñe el nuevo plan de obras.

El Consistorio señaló que la Casa de la Música es “un emblema y un símbolo para la población, por ello pretendemos que esté finalizada antes de acabar el próximo año 2008”, manifestó el dirigente popular.

La falta de presupuesto provocó que las obras de la construcción se iniciaran y luego quedaran desactivadas. Asimismo, el alcalde destacó que lo primero que tiene que hacer la administración local es pagar todas las deudas para poder sanear las cuentas.

Según Sicluna, estos saldos pendientes “pertenecen al período comprendido entre los años 1979 y 1999 y es necesario que se abonen cuanto antes para que l’Alcúdia de Crespins sea un municipio con futuro”. Miembros de la Corporación afirmaron que terminar esta obra es el objetivo número uno de la actual legislatura, ya que el pueblo “necesita urgentemente este recinto para acoger de forma más efectiva y óptima los actos musicales y culturales que se celebren en el municipio”.

Por otra parte, el Ayuntamiento también pedirá ayudas a la Conselleria de Infraestructuras para la reforma urgente de otro recinto histórico, la Casa de la Cultura.

Esta construcción municipal da cabida actualmente a funciones teatrales y artísticas.

El gonbierno local solicitará subvenciones para eliminar las barreras arquitectónicas e instalar ascensores para facilitar el acceso a las slas, especialmente, a las personas con problemas de minusvalía física.. Además, el aire acondicionado está averiado y habría que cambiar toda la instalación, según el alcalde

Esta es la noticia. El mismo día de su publicación, remití a la redacción comarcal del periódico una nota de rectificación, llame a la redactora de la noticia para anunciar la remisión de la misma y…hasta ahora. Dado que mi confianza en que sea publicada se diluye con los días y que a estas alturas de la vida no me pienso callar ni una contestación a las mentiras tanto tiempo incubadas por unos y por otros, transcribo la nota remitida y apelo a la solidaridad de los demócratas de la blogostera para difundir las aclaraciones a tanta mentira torticera.

 

ACOTACIONES A LA NOTICIA APARECIDA EN SU DIARIO, CON FECHA 7 DE AGOSTO DE 2007, CON EL TITULAR “L’ALCÚDIA DE CRESPINS FINANCIA DESPUÉS DE 11 AÑOS LAS OBRAS DE LA CASA DE LA MÚSICA”

 Con referencia a la información aparecida en el periódico diario de su digna dirección, en la edición de La Costera difundido tanto en su edición impresa como digital, con el titular “L’Alcúdia de Crespins financia después de 11 años las obras de la Casa de la Música” y firmado por J.Sánchez/L’Alcúdia de Crespins y al amparo de la Ley Orgánica 2/1984, de 26 de marzo, reguladora del Derecho de Rectificación aplicada en su sentido estricto como desarrollo del artículo 20.4 de la Constitución Española y dado que es manifiesta la notoriedad de que tanto el titular como la noticia aluden al mandato que como alcalde de L’Alcúdia de Crespins cumplí entre los años 1979 a 1999 y que explícitamente cita D. Javier Sicluna, alcalde de mi pueblo, en sus declaraciones, tengo que realizar algunas acotaciones a lo aparecido como cierto en su periódico y que adolece de falta de rigor en cuanto a los conceptos, las fechas y los aspectos económicos: 

1º. El proyecto de la Casa de la Música fue redactado para su inclusión en el programa del Estado que, con referencia a los eventos del 500 aniversario del descubrimiento de América fue transferido a las diversas Comunidades Autónomas. Su inclusión en el mismo es pues de 1992 y el Gobierno Central realiza una dotación económica de 11.000.000 de pesetas que vienen a sumarse a los que figuran con anterioridad con cargo a subvenciones de la Diputación Provincial de Valencia en sus programas “Retrobem la Nostra Música” en el epígrafe de construcciones destinadas a instalaciones para agrupaciones musicales y en los diferentes Planes Provinciales de Obras y Servicios  con una subvención del 75% anual a fondo perdido del importe total de la cantidad adjudicada. 

2º. La cantidad de remate del Proyecto modificado y actualizado en el Ejercicio de 1997 fue dotada en su integridad, con inclusión del mobiliario, y la última fase de remate de la obra adjudicada por Resolución del que suscribe la presente, a un constructor local y el mobiliario a una empresa radicada en Ontinyent, si bien no se formalizó el contrato correspondiente debido a diversas circunstancias políticas del momento. 

3º. Debo afirmar, por tanto, que la dotación económica plurianual conseguida de las diferentes administraciones desde 1992 hasta 1999 está documentada en las subvenciones concedidas por el Estado, la Diputación de Valencia y la Conselleria de Cultura, así como en el expediente de la obra en cuestión y, en todo caso, en los archivos municipales. Dado que el señor alcalde declara que, desde hace 11 años no se ha dotado de financiación la Casa de la Música, debería comprobar estos extremos y los de las subvenciones perdidas por falta de diligencia política y administrativa en los meses posteriores al inicio del mandato municipal de 1999, las solicitadas y adjudicadas al efecto para esconder esta desidia y averiguar a través de los servicios técnicos, administrativos y jurídicos donde ha ido a para los recursos efectivamente concedidos por las administraciones públicas.

Creo que es demasiado fácil afirmar las cosas de oídas y extremadamente grave e impropio de quien gobierna el municipio, realizar manifestaciones que no tiene contrastadas con los servicios técnicos, administrativos y jurídicos del ayuntamiento. La circunstancia de que no ha pertenecido a ninguna de las corporaciones anteriores hace que deba extremar la prudencia al trasladar al ámbito público lo que, sin contraste, es una mera opinión en la que subyace un fondo estrictamente político. 

Hace esto referencia a la afirmación posterior sobre las deudas del ayuntamiento que, como el monstruo del lago Ness aparece en cada arranque de mandato municipal y queda ahí como una coartada nebulosa de máxima utilidad para todos los ediles que lo han sido desde 1999. Al respecto seré más conciso: 

1º. En 1999 el que suscribe no concurrió a las elecciones municipales y acabó su mandato el 4 de julio de ese mismo año. 

2º. En el pleno del mes de junio, es decir en pleno ejercicio de mi responsabilidad de alcalde, se solicitó una Auditoria de Cuentas a la Sindicatura de Cuentas de la Generalitat Valenciana que fue realizada por el órgano fiscalizador oficial y me fue entregada legalmente el mismo día y hora que al ayuntamiento en la persona de su alcalde. La situación económica quedaba fijada oficialmente por el organismo competente. 

3º. El ayuntamiento realizó, a pesar de todo, una supuesta auditoria privada por la que se pagaron en total casi 10.000.000 de pesetas y de cuyo avance se dio cuenta en un boletín municipal a finales del mes de agosto: en un mes se daban cifras de deuda municipal cuando la Sindicatura de Cuentas todavía no había comenzado sus trabajos. Contrasta tanta rapidez con el año largo que tardó el organismo oficial a entregar su dictamen que, como puede suponer, no tenía nada que ver con el trabajo privado: ni en el fondo, ni en la forma, ni en los resultados.      

4º. El 14 de Octubre de 1999 solicité oficialmente al ayuntamiento mediante escrito dirigido a su alcalde presidente (D. Juan Melo Faus) una serie de documentos municipales que legalmente tenían que haber contestado a los 45 días. Mi persistencia en el tema ha dado sus frutos el pasado mes de mayo en el que se me entregaron por la Secretaría General del ayuntamiento adjuntados a un oficio de remisión de la alcaldía en mayo de 2007. Ocho años para obtener unos datos que, de ser ciertas las afirmaciones que ahora realiza D. Javier Sicluna, deberían de haber estado listos al principio del ejercicio económico de 2000.

 5º. Como de los documentos que oficialmente se me ha dado traslado se deduce que no existió tal auditoria privada que en su momento se publicitó, ni se habían determinado los saldos pendientes que, según las manifestaciones de D. Javier Sicluna en esta noticia “pertenecen al periodo comprendido entre los años 1979 y 1999…”, he dispuesto a una firma auditora competente, reconocida por el Ministerio de Economía y Hacienda, el análisis de la documentación que me ha sido entregada y que, en su caso trasladaré a la Fiscalia del TSJCV para que entienda del delito correspondiente, incluido el de prevaricación y actúe, si procede, contra todos los autores de la patraña que ha pasado de corporación a corporación como una verdad evidente, dejándome en la indefensión mas absoluta al no disponer de los documentos que me permitieran, al menos replicar con base documental las reiteradas insidias y acusaciones veladas o explicitas.

 Lo contenido en el articulo del que reclamo la rectificación es una buena muestra y la gota que colma el vaso de mi prudencia y de mi respeto a las autoridades que han sido democráticamente elegidas para gobernar un municipio de cuyo ayuntamiento he sido alcalde veinte años por la mayoría absoluta de sus electores en cada una de las ocasiones. 

Quiero manifestarle mi agradecimiento y mi respeto a su trabajo de información y, en aras de la veracidad y de la información objetiva, ruego publique estas acotaciones de la manera que entienda más conveniente, porque también están hechas desde el respeto a todos y la ausencia de rencor alguno, pero creo que ha llegado el momento de poner cada cosa en su sitio y rehabilitar una etapa apasionante de mi pueblo que algunos vivimos en primera persona y nadie está legitimado para destruirla o desvirtuarla. 

Fdo. Vicent Vercher Garrigós

Alcalde de L’Alcúdia de Crespins 1979-1999

Director de Programas de la FVMP

Coordinador de Política Municipal de la CEN del PSPV-PSOE