PP: TRAS LA CAIDA DE GALLARDÓN, EL PARTIDO HA APOSTADO DEFINITIVAMENTE POR LAS PROPUESTAS DE EXTREMA DERECHA.

POLÍTICA

 31/01/2008

Los duros del PP se sienten fuertes

Tras la caída de Gallardón, el partido ha apostado definitivamente por los mensajes radicales

S. COLADO

La estrategia del PP de acercarse al centro de cara a las generales ha saltado por los aires con la exclusión de Gallardón, un gesto interpretado como la victoria de los sectores más derechistas del partido, con Esperanza Aguirre y Aznar a la cabeza. Se aprecia un punto de inflexión desde ese momento, ya que el PP ha vuelto a radicalizar sus mensajes desde que Rajoy aclarara definitivamente hace dos semanas cuál es la línea por la que apuesta en el partido: Zaplana y Acebes vuelven a la primera línea, Aznar multiplica sus intervenciones, guiños a la Iglesia como el Ministerio de la Familia, discursos vinculando inmigración y delincuencia como los que protagoniza la presidenta de Madrid, etc. Los sectores más integristas del partido, como la COPE y periodistas de la Asociación de Propagandísticas Católicos, celebran su momento.

La operación centro del PP de Mariano Rajoy fue en buena medida una apuesta por su imagen personal. Así, mientras el Partido Popular mantenía el tipo de oposición que ha marcado toda la legislatura, por ejemplo apoyando la última manifestación de la AVT contra el Gobierno de Zapatero, el líder del PP se permitía faltar a la cita para evitar una nueva imagen asociada al radicalismo, o a través de sus hombres menos desgastados durante la legislatura, como Gabriel Elorriaga o Juan Costa, lanzaba mensajes de moderación o guiños al nacionalismo, a veces a través de medios proclives a ganarse el voto de centro como El País. Estos personajes son los que están ahora en un segundo plano, aunque la cercanía de la campaña les devolverá protagonismo.

La moderación llegó a ser alarmante
Poco dado a explicitar sus posturas (en cualquier caso la hemeroteca recuerda sus ataques a la igualdad y la defensa de los privilegios sociales), lo que justifica por su origen gallego, Rajoy habla a través de sus gestos. Y ya que el ascenso de ratistas como Costa, coordinador del programa electoral, coincidía con el período de elaboración de las listas, entre el núcleo duro del partido cundió el pánico. En la COPE hicieron sonar las alarmas cuando Rajoy filtró –después de la mediación de Aguirre por Jiménez Losantos ante el Rey- su preocupación ante los obvios vínculos entre el PP y la cadena de los obispos.

El discurso vuelve a radicalizarse
Sin embargo, tras la defenestración de Gallardón y la apuesta por Manuel Pizarro, los sectores más duros del partido vuelven a sentirse fuertes. Aznar, que ya intentó abortar la operación de moderación de Rajoy con elogios a Reagan, a Juan Pablo II y a Margaret Thatcher, mantiene invariable su discurso, aunque aumentado sus apariciones. Tras el anuncio de las listas definitivas y sus privilegiados puestos–el primero por Ávila y el cuarto por Madrid, respectivamente- Acebes y Zaplana y a los que se les mantuvo temporalmente en un segundo plano también han aparecido profusamente, incluidas entrevistas a TVE1 y la COPE. Aguirre ha aprovechado también para recuperar los discursos en clave enfrentamiento Madrid-Gobierno central y mensajes populistas de extrema derecha como la vinculación entre inmigración y delincuencia.

“Como en los mejores tiempos de Aznar”
La recuperación del rumbo ha sido celebrada por sectores como la COPE, donde ya se permiten despreciarle a Rajoy propuestas claramente dirigidas a los sectores más católicos, como el Ministerio de la Familia, exigiéndole más. Uno de los miembros de la Asociación Católica de Propagandistas, Juan Morote, proclama desde Libertad Digital que en el PP ya se han olvidado de los consejos de moderación y discurso de perfil bajo del asesor hasta ahora estrella del PP, Pedro Arriola, al que culpan de la derrota electoral de 2004. Asegura que “nos hallamos ante un escenario nuevo” y que Pizarro representa “la vuelta a un discurso claro, contundente, con propuestas, como el de los mejores tiempos de Aznar”.

¡QUE VENGAN LOS LOQUEROS!, LA COPE AFIRMA QUE LA AYUDA AL ALQUILER PARA LOS JÓVENES PUEDE DESINTEGRAR LA FAMILIA.

0000003280.jpg

09/01/2008

Justifican la oposición a la Ley “por muy democrática que sea”

La COPE afirma que la ayuda al alquiler ¡pretende “desintegrar” a la familia!

ELPLURAL.COM

Diferentes blogs periodísticos se han hecho eco de los intentos de la cadena de los obispos para justificar la concentración en defensa del modelo de familia cristiana con la que la Iglesia cerró 2007 simbolizando así su oposición al Gobierno socialista. El pasado jueves llegaron a asegurar que la ayuda al alquiler pretende en realidad “desintegrar” la familia, y justificaron su oposición a cualquier ley “por muy mayoritaria o democrática que sea, que tampoco es por una mayoría excesiva” comparándolas con la “democracia” del estalinismo o el nazismo. Luis del Pino, impulsor de las teorías de la conspiración, recurrió al victimismo para asegurar que el Gobierno ha atacado con más “furibundez (sic)” la manifestación de Rouco Varela que a los etarras que asesinaron a dos guardias civiles recientemente.

Los tertulianos de La Mañana de la COPE se esforzaron el pasado jueves 3 de enero en paliar la ausencia de Jiménez Losantos y compitieron en radicalismo en sus intentos de justificar la concentración que Rouco Varela convocó el 30 de diciembre en defensa de la familia cristiana, y que derivó en un acto de oposición al gobierno socialista.

Mensaje gubernamental: “la familia te oprime”
Como han recogido en sus blogs el director de Público, Nacho Escolar, o el periodista de la SER Fernando Berlín, el ex rector de la Universidad San Pablo CEU José Raga aseguró que la ayuda al alquiler “es una forma de desintegrar a la familia” con el que se lanza el mensaje al joven de que “no sigas sometido a lo que significa la familia, la familia te oprime” y que no se “preocupe” por la falta de dinero ya que “el Gobierno te da doscientos euros para ayudarte a pagar un alquiler”.

Como Stalin o Hitler
Este fue solo uno de los argumentos empleados por los tertulianos para explicar la oposición sistemática de la Iglesia a las leyes sociales del gobierno. De hecho, el propio Raga, para justificar la concentración de Rouco en defensa de la familia cristiana había asegurado previamente que no se puede “pensar que una ley que ha sido aprobada por medios democráticos es justa y moralmente aceptable”. “¿Por qué criticamos entonces las leyes de Stalin o de Hitler, o es que no fueron aprobadas democráticamente?”, concluyo el tertuliano, comparando así las leyes del estalinismo o del nazismo con las aprobadas por el Congreso español.

“Crítica a los tiranos”
Otro de los tertulianos incidió en esta línea al intentar explicar que la Iglesia no propone “integrismo”, sino que “cuando critica una ley por muy mayoritaria o democrática que sea, que tampoco es por una mayoría excesiva, recoge esa tradición que está en la base de las libertades y la democracia”, que es la de la separación de Estado e Iglesia pero también “la crítica a los tiranos”.

Luis del Pino y la “furibundez”
También se encontraba presente en el programa de la COPE Luis del Pino, uno de los más activos defensores de la teoría de conspiración y que sigue manteniendo tras la sentencia que se desconoce la autoría de los atentados. Del Pino asimiló Iglesia católica española y terrorismo etarra al declarar su sorpresa por la “furibundez (sic) de los ataques del Gobierno a los obispos. Según él, “compara uno la intensidad de los ataques a la Iglesia por convocar una manifestación y la intensidad de los ataques a los terroristas por asesinar a dos personas y uno se da cuenta de a quiénes consideran sus verdaderos enemigos estos neoprogres”.

UN EX TRABAJADOR DE POPULAR RETRATA LA HIPOCRESÍA DE ROUCO VARELA Y DENUNCIA LA EXPLOTACION LABORAL DE LOS DEFENSORES DE LA “FAMILIA CRISTIANA”.

rouco-varela.jpg

POLÍTICA

 29/12/2007

Un ex trabajador de Popular TV retrata a los defensores de la familia cristiana

“360 euros mensuales: para pocos pecados me daba, señor Rouco”

DANIEL JIMÉNEZ LORENTE

España es el país del mundo con la vivienda más cara en relación a los sala­rios. El Gobierno destina a la protección de las familias el 0,78% del PIB, siendo el segundo país por la cola de la UE en este apartado, por delante tan sólo de Polonia. Además, se estima que alrededor del 40% de los trabaja­dores cobra menos de 1.000 euros, a pesar de las maratonianas jornadas de trabajo de los españoles, que dificultan la conciliación de la vida familiar y labo­ral. La precariedad laboral, el desorbitado precio de la vivienda y la falta de de­sarrollo de verdaderas políticas sociales son los principales problemas a los que se enfrentan las familias españolas. Pero difícilmente veremos este dis­curso el próximo día 30, en la concentración organizada por la alta jerarquía de la Iglesia española y por algunas de las congregaciones más poderosas, como Camino Neocatecumenal. Allí las cuestiones sociales ocuparán, según se de­riva de las declaraciones de sus impulsores, una cuestión secundaria. Las rei­vindicaciones serán antes morales (según la moral católica) y políticas, en clara alineación con el partido de la derecha. En realidad, para la Conferencia Epis­copal Española hablar de familia cristiana es una redundancia, puesto que no admite otro modelo de familia que el suyo.

Pero difícilmente se puede pedir conciencia social a una institución que no pre­dica precisamente con el ejemplo ni siquiera dentro de los organismos y enti­dades que dependen de ella.“En Madrid se peca masivamente”
Esto que voy a contar ahora ocurrió hace casi 3 años, a finales de enero de 2005. El cardenal de Madrid, Antonio María Rouco Varela, dijo entonces, cuando se celebraba la apertura de la Asamblea Sinodal de la archidiócesis, en la catedral de la Almudena, que en Madrid “se peca ma­sivamente; con osadía, unas veces, y otras con displicente ligereza”. Grabando las imágenes del acto se encontraba un cámara de Popular Televisión, la tele­visión del arzobispado y de la COPE, y un redactor, que es quien está escri­biendo este artículo. A pesar de que me había licenciado hace más de un año, cobraba 360 euros al mes; y podía dar gracias a Dios, porque los 6 meses an­teriores fueron 180 euros mensuales. Mi condición era la de becario, como si todavía fuera estudiante, pero la jornada no se correspondía con mi estado, llegando a alcanzar a menudo las 18 horas al día. Además, trabajaba ese do­mingo porque estaba de guardia, lo cual es bastante irregular, por no decir ile­gal. Un domingo de trabajo, con 360 euros mensuales en el bolsillo: para pocos pecados me daba, señor Rouco.

Los indefinidos morales
La acusada precariedad laboral es la norma dentro de los medios de comuni­cación de los obispos. Pero no se les puede negar cierta creatividad a sus di­rectivos. Popular Televisión ha creado de hecho una nueva categoría de con­tratos, muy acorde con el espíritu de la cadena. Son los llamados “indefinidos morales”. Consiste en mantener el mayor tiempo posible como trabajadores temporales a quienes llevan ya varios años en la empresa. Los contratos se terminan en julio, cuando comienza la programación de verano, que es sacada adelante prácticamente sólo por becarios, para volver a recuperar a “los vete­ranos” en septiembre. Antes de echarles en verano, a estos veteranos se les garantiza su continuidad dentro de la televisión por su ejemplo de esfuerzo y su buen hacer. Lástima que no sean lo suficientemente valiosos como para no pasar el verano en el paro, mientras pagan la hipoteca y no se atreven a pedir el subsidio de desempleo, por si las cuentas de cara a la devolución a la Hacienda Pública se tuercen.

También en la joya de la corona
Esto también pasa con la joya de la corona, esto es, la Cadena COPE, centro de difusión de las tesis ideológicas, nada pías, del ex maoísta y ferviente cre­yente (en el mercado) Federico Jiménez Losantos. Muchos de los redactores empleados en programas nacionales de la radio tampoco son contratados; figu­ran como freelance, aunque en la práctica sólo trabajan para este medio de comunicación, debido a que la fuerte carga de trabajo les imposibilita buscar más colaboraciones en otros medios. El sueldo neto que les quedaba para sus gastos personales, libre ya de impuestos y cotizaciones, no llegaba en 2005 a los 700 euros mensuales. En los corrillos de trabajadores siempre se ha dicho que esto realmente no es culpa de los obispos, que ellos no saben lo que se mueve de­ntro en su casa. Esperemos que ahora las cosas empiecen a cambiar, si quiera sea para que los empleados de Popular Televisión y la Cadena COPE puedan tener un sueldo digno que les permita fundar una familia, cristiana, por su­puesto. Además, si los obispos toman medidas evitarán de paso que los direc­tivos de Popular Televisión y Cadena COPE caigan en el pecado de la codicia.

La Iglesia terrateniente
Tampoco podemos exigir a la Iglesia que presione a los poderes públicos para que estos garanticen el derecho a la vivienda. En realidad, la Iglesia es uno de los grandes beneficiados del boom de la construcción de los últimos 10 años, como gran terrateniente que es. La fijación del alcance real de su patrimonio inmobiliario es tarea harto complicada, debido a que cada una de las 67 dióce­sis lleva sus cuentas por separado. Sí sabemos que es la mayor propietaria de tierras en España tras el Ministerio de Defensa. Este último organismo público controla 1.500 millones de metros cuadradazos. El tercer terrateniente, si­guiente en importancia tras la Iglesia, es RENFE, con 450 millones de metros cuadrados; entre esas 2 cantidades debemos situar el patrimonio que reúnen las 67 diócesis, aunque según algunas fuentes las posesiones de la Iglesia se­rían mayores incluso que las del propio Estado. A esto se une el trato fiscal pri­vilegiado de la Conferencia Episcopal, que está exenta de pagar el IVA que le correspondería por la compra de bienes y servicios. Dicha situación ha sido denunciada por la UE, que exige que terminen estas prebendas. Así se hará, pero no sin compensar a la Iglesia económicamente, como ha dejado claro el ministro de Economía, Pedro Solbes. Es decir, el gobierno va a dar más dinero procedente del erario público a los obispos para repararles del cumplimiento de la ley, que por cierto en un estado democrático y laico es igual para todos.

Benigno Blanco y el trasvase del Ebro
El Foro Español de la Familia, presidido por Benigno Blanco, es otro de los grandes impulsores de la concentración del 30 de diciembre. Blanco era una de las cabezas visibles de Iberdrola en el pasado, hasta que el PP se hizo con el poder, tras lo cual entró en la Secretaría de Estado de Aguas. Entonces Blanco pasó de defender los intereses de una gran eléctrica privada a gestionar una entidad pública que debe velar por el interés común en un tema tan primordial como el suministro del agua. A partir de su nombramiento, el PP, que era con­trario a la política de trasvases, decidió cambiar radicalmente su orientación. Blanco estuvo a la cabeza de esta nueva estrategia, apoyando en esos mo­mentos obras relacionadas con el trasvase del río Ebro a la cuenca del Júcar; Iberdrola fue la más beneficiada por esta operación. Blanco también participó en la creación de la sociedad de capital mixto (público y privado) Aguas del Jú­car S.A, encargada de obras relacionadas con el trasvase del Júcar al Vina­lopó. De nuevo todas las concesiones y licencias que se aprobaron al respecto beneficiaron a su antigua empresa. Y fue Blanco también quien envió una carta a la directora general de Presupuestos de entonces para que acometiera la expropiación de la central eléctrica de los Millares, que debía ser inundada por la nueva presa de Tous. El coste de dicha expropiación era de 15.000 millones de las antiguas pesetas. Después se supo que esa presa hubiera recibido el agua pro­cedente del Ebro si se hubiera hecho el trasvase. ¿A quién pertenecía esa central? Curiosamente a Iberdrola. En dicha carta también se pedía la cons­trucción de embalses en Aragón, los cuales no eran para provecho de los pro­pios aragoneses, sino para almacenar también el agua del trasvase, lo cual era ignorado en la región. Y así podríamos seguir rastreando por la biografía del muy católico Benigno Blanco, experto en eso del tráfico de influencias y del “agua para todos”, o más bien del “pasta para todos (sus amigos)”.

Ratzinger y sus amistades peligrosas
La celebración de la familia cristiana que tendrá lugar el próximo 30 de diciem­bre en la Plaza de Colón de Madrid contará con un invitado muy especial. Nada más y nada menos que el propio Benedicto XVI, que se encargará de la aper­tura del acto vía satélite desde Roma. Esperemos que Ratzinger pida por todas las familias, también por las de los desaparecidos en los años de la dictadura chilena. De este asunto sabe muy bien su leal amigo, el cardenal italiano An­gelo Sodano, que también es amigo íntimo del sangriento dictador Augusto Pi­nochet. Sodano formó además parte del cónclave que convirtió en Sumo Pontí­fice al alemán. Asimismo fue ratificado por Benedicto XVI como secretario de Estado del Vaticano en 2005, aunque más tarde, el 22 de junio de 2006, renun­ció a su cargo. El cardenal italiano fue nuncio del Vaticano en Chile entre 1977 y 1988. Jamás movió un dedo contra las violaciones de los derechos humanos protagonizadas por su camarada dictador. Miles y miles de chilenos perecieron en esos años de terror en un país donde se había cercenado de golpe, por la vía de las armas, la esperanza de vivir bajo el amparo de un auténtico Estado social y democrático de derecho. Una de las prioridades del gobierno de Allende era precisamente aumentar el bienestar material de las familias, de esas familias rotas por el amigo de Sodano. Que Dios al menos, si no es el Papa, se apiade de estas familias que ya no podrán reparar nunca esta pér­dida.

La Iglesia de Cristo
La Iglesia, la verdadera Iglesia de Cristo, debería tener una vocación universal y velar por el bien de todos, creyentes y no creyentes. Jesucristo acogió en su seno a delincuentes, publicanos del Imperio Romano y prostitutas. Más de 2.000 años después, Roma es un club de lujo para socios con un perfil muy definido. Seguramente muchas familias jamás podrían ir a un acto como el del 30 de diciembre y explicar abiertamente por qué ellos se consideran también familias, pero no cristianas. No serían comprendidos por los jerarcas de la Igle­sia, estos jamás querrían entender que hay otros modos de hacer las cosas que no hacen ningún daño a sus creencias religiosas. Señores obispos, apren­dan tolerancia; no tienen que ir muy lejos. Como dijo uno de los grandes rebel­des de la historia, “bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanza­rán misericordia”.

Daniel Jiménez Lorente es periodista y activista de V de Vivienda

EL PP PUSO EN MARCHA EL VENTILADOR DE LA IGNOMINIA SOBRE EL 11-M Y, AHORA, DEBERA RESPONDER ANTE EL ELECTORADO.

carlos_carnicero.jpg

POLÍTICA

 27/12/2007

El PP actuó como ventilador de la conspiración del 11-M y tendrá que responder por ello el 9-M

El año en que se disolvió la ignominia

No existen antecedentes en ningún país de la Europa Occidental, en ninguna democracia estable. Lo ocurrido durante tres años y medio, desde la mañana del 11 de marzo de 2004, cuando estallaró el racimo de bombas en la estación de Atocha, hasta la publicación de la sentencia del 11-M, pasará a la historia de la ignominia, quedando retratados para siempre los políticos y periodistas que pasando por encima de la dignidad de las víctimas, intentaron que la mentira quedase establecida como verdad. Su pretensión ha quedado frustrada por la contundencia de los hechos. Pero no han pedido perdón ni piensan hacerlo.

Ha existido una mixtura de cobardía colectiva y una ley del silencio impuesta por los poderosos medios de comunicación que han participado en la conjura. La ignominia se ha disuelto en la contundencia de la sentencia judicial, pero los culpables de esta conspiración todavía no han pagado sus fechorías. La estrategia emprendida ahora por los oficiantes de esta confabulación es dejar que el tiempo pase y suavice los efectos insoportables de la vergüenza. Pero ellos no se dan por aludidos.Estrategia del olvido
La gran tragedia de España es que no existe todavía un Rubicón que determine la imposibilidad de retorno en las conductas como las que estamos analizando. El miedo a los poderosos medios de comunicación ultra conservadores, al poder de la Iglesia Católica, a las practicas abominables del periodismo que realiza El Mundo, ha impedido una respuesta de repudio a estas formas de actuación. Y ahora el silencio y la retirada paulatina, sin reconocer los hechos, pretende que mediante el olvido se evite la petición de responsabilidades.El PP, con los conspiradores
Las próximas elecciones del mes de marzo son un factor decisivo para la exigencia de responsabilidades políticas. El PP ha desarrollado las dos terceras partes de la legislatura apoyando sus políticas en dos pilares indignos. De una parte, la teoría de la conspiración pretendía una sórdida empresa de encubrimiento de la presencia de ETA en el atentado de Atocha. No importó sembrar la sospecha sobre policías, guardias civiles, fiscales y jueces. Sin aportar ni siquiera una prueba o un indicio razonable, el ventilador de la sospecha la extendía recurriendo a inventos periodísticos, a pruebas fabricadas y pagadas a delincuentes que finalmente quedaron condenados.

Pretendida rendición ante ETA
La otra pieza fundamental de la estrategia del PP era la pretendida rendición del Gobierno a ETA. Sucesivas manifestaciones convocadas por la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) increpaban al Gobierno, fortalecían a ETA y sembraban la división entre los españoles. Los hechos también se han impuesto sobre estas pretensiones. Ahora, la firmeza del Gobierno en la lucha contra ETA, la eficacia policial y la excelente colaboración francesa son un rotundo desmentido de esta parte de la estrategia del Partido Popular.

Rajoy baja en popularidad
La tozudez de las encuestas sitúan a Mariano Rajoy en los límites más bajos de la popularidad en los que nunca se ha asentado un líder de la oposición. La angustia en el PP ante las próximas elecciones es tanta que el debate se centra en si Alberto Ruiz-Gallardón ira o no en las listas electorales. Lo que pudiera colaborar en la salvación de Mariano Rajoy es al mismo tiempo la máxima amenaza para su futuro.

El PP no tiene nada que ofrecer
Con las dos piezas básicas de la estrategia popular –la teoría de la conspiración sobre el 11-M y la rendición del Gobierno a ETA- totalmente diluidas por la rotundidad de los hechos, el PP se presenta a las próximas elecciones sin nada que ofrecer. Lo peor que tienen las catástrofes anunciadas y los Apocalipsis amenazadores es que tienen que cumplirse para que surtan efectos. Y aquí, de lo que predicaban estos amorales, no se ha cumplido nada.

C.C.

EL SINDICATO UNIFICADO DE LA POLICÍA DENUNCIA A LOSANTOS Y DEL PINO.

POLÍTICA

 14/12/2007

Los conspiranoicos, sospechosos de haber cometido un delito de injurias y calumnias contra la Policía

El Sindicato Unificado de Policía denuncia a Losantos y Del Pino

ELPLURAL.COM

El Sindicato Unificado de Policía (SUP) ha cumplido su palabra y ha denunciado tanto a Federico Jiménez Losantos como a Luis del Pino, defensores y autores -entre otros- de la teoría de la conspiración sobre los atentados del 11-M. Según informó el programa A Fondo, de Radio Intereconomía, Losantos y Del Pino han sido acusados por el SUP de un supuesto delito de injurias y calumnias contra los Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

La página Web de Enrique de Diego -director de A fondo– recoge la denuncia completa del SUP contra Federico Jiménez Losantos, locutor de la COPE, y Luis del Pino, colaborador de Libertad Digital. Ambos continúan siendo a día de hoy firmes defensores de la teoría de la conspiración, de la que fueron autores y según la cual defendían que el atentado del 11 de marzo de 2004 fue en realidad un “golpe de Estado perpetrado desde los servicios de inteligencia españoles”.

Losantos
La denuncia contra Jiménez Losantos recoge algunas de las frases más polémicas del locutor de la cadena de los obispos. En ellas Losantos, aparte de defender la teoría de la conspiración, arremete contra algunos policías concretos, como es el caso del subdirector General Operativo Pedro Díaz Pintado, el comisario General de Seguridad Ciudadana, Santiago Cuadro Jaén o el comisario General de Información, Jesús de la Morena. Pero la mayoría de las afirmaciones de Losantos van dirigidas contra “esa siniestra banda de funcionarios de uniforme o de paisano (policías, guardias civiles y espías)”, a los que el locutor acusó de “falsificadores” de pruebas y “golpistas”.

Del Pino
Luis del Pino ha sido denunciado por afirmaciones similares a las emitidas por Jiménez Losantos. Pero además, Del Pino ha escrito tres libros sobre el 11-M defendiendo la teoría de la conspiración, y de estos tres volúmenes el SUP ha extraído algunos párrafos que podrían ser constitutivos de delito, porque en ellos “acusa al Gobierno de encubrir de manera consciente a ETA” y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado de ser “los propios ejecutores del 11-M”. Todas estas afirmaciones de los conspiranoicos fueron desmentidas por la sentencia del juicio del 11-M, pese a lo cual tanto Luis del Pino como Jiménez Losantos han seguido defendiendo la teoría de la conspiración.

Medios de expresión
Tanto Losantos como Del Pino han usado de forma habitual para hacer sus declaraciones sobre el 11-M las mismas plataformas mediáticas. La cadena COPE y Libertad Digital son los medios de comunicación desde los que fundamentalmente se defendió la conspiración. El Mundo fue otro de los medios desde el que Losantos se dedicó con profusión a arremeter contra las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Acciones legales
Por su defensa de la teoría de la conspiración, que pudiera haber generado un delito de injurias y calumnias contra la Policía, Jiménez Losantos y Del Pino deberán enfrentarse a la denuncia presentada por el SUP. No obstante, antes de presentar esta denuncia, el secretario General del SUP, José Manuel Sánchez Fornet, aclaró que las denuncias no eran una venganza, y que estaban “incluso dispuestos a retirarlas” si Losantos y Del Pino “rectifican estas afirmaciones”.

dmartin@elplural.com

LOS CONSEJOS DE JIMENEZ LOS SANTOS (COPE) A MARIANO RAJOY PARA LOS DEBATES CON ZAPATERO : “LEÑA AL MONO HASTA QUE BAILE”

POLÍTICA

 13/12/2007

Losantos le aconseja que “desmienta” en todo a ZP, “sea verdadero o falso”

La COPE recomienda a Rajoy que mienta

S.C.

En la COPE criticaron duramente al candidato popular por negarse a enfrentarse a Zapatero en TVE y le ofrecieron varios consejos para que no tuviera miedo al debate ni con el presidente ni con el resto de formaciones políticas. Entre los consejos, Losantos le sugirió que desmienta sistemáticamente a Zapatero independientemente de que sea “verdadero o falso” o que cuando debata con el resto de formaciones juegue al victimismo. En otras palabras, desde la cadena de los obispos aconsejan al líder del PP que mienta.

Los tertulianos de la cadena de la COPE insinuaron que “a lo mejor” las reticencias de Rajoy a encontrarse en TVE con Zapatero se deben a que está “ocultando que no quiere debate” y concluyeron que ya su negativa a enfrentarse en televisión con el candidato socialista en las elecciones de 2004 le pasó factura electoral.

Consignas para Mariano
Uno de los tertulianos insistió en que Rajoy “no tiene que tener miedo” a Zapatero y Losantos subrayó que tampoco a los otros partidos, ofreciendo al popular la estrategia a seguir: “A Zapatero a machacarle y al resto a hacerse la víctima”. En este sentido, el locutor de la cadena de los obispos le propuso unas consignas: “No toleran la democracia, no me dejan defender España, están con la ETA”.

Si es verdad, “es igual”
Losantos ofreció otro consejo a Rajoy para derrotar en la televisión a Zapatero: que desmienta sistemáticamente todos los datos que ofrezca el presidente independientemente de que sean verdad o no. Así, el de los obispos señaló que “los datos en la tele los desmientes y dices ese dato es falso”. Insistió: “Vamos a suponer que es verdadero, es igual, es o tú o yo, empate a cero”.

CÓMO LA DERECHA PROYECTA ROMPER ESPAÑA.

ARTÍCULOS DE OPINIÓN

  • Gustavo Vidal Manzanares
  • GUSTAVO VIDAL MANZANARES

    08/12/2007

 

Cómo la derecha proyecta romper España

El lingüista y politólogo Noam Chomsky refiere en Cómo se reparte la tarta la correspondencia entre dos “radicales y marxistas”: James Madison y Thomas Jefferson. Ambos comparten la idea de unos impuestos progresivos que sufraguen las necesidades de todos los ciudadanos. La derecha “neocon” norteamericana siempre ha omitido estas reflexiones de ambos ex Presidentes.

La derecha “neocon” es enemiga de las ayudas al desempleo, las pensiones públicas, las becas a los desfavorecidos, los planes estatales de salud y, en particular, de las medidas atemperadoras de las diferencias de cuna. En este sentido, en un luminoso artículo, Basilio Baltasar acaba de desenmascarar la intención emboscada de nuestra derecha, intoxicada de “neocons”, para constituir un “movimiento populista y antipolítico y desprestigiar a las Instituciones”.

Así, nos encontramos con estas posiciones “neocons” defendidas por voceros mediáticos que fingen ser piadosos pero cuyas soflamas demuestran que no adoran a otro dios que su bolsillo y sus más que delatadoras fobias.

Los osados ataques a la Corona, el Poder Judicial, el Parlamento, las Fuerzas de Seguridad… no son sólo el pataleo por unos comicios perdidos. La finalidad de estos embates no es otra que quebrar nuestro modelo de sociedad, romper España. Con estas acometidas, buscan despedazar el consenso de la Transición, gripar las Instituciones, esclerotizar lo Público y, como objetivo final, desguazar los restos del Estado del Bienestar entregándolo a manos privadas y codiciosas.

Para perpetrar lo anterior les estorba la Justicia (a la que difaman sin tregua), el debate sosegado (que perturban con broncas parlamentarias) y, por supuesto, la Corona (que representa la concordia y el consenso constitucional). Y, sobre todo, les encrespa la razón, el diálogo pacífico, el relativismo ilustrado que desmonte sus mentiras y alerte sobre sus intenciones ocultas. De ahí el concubinato entre los sacerdotes del Índice Down Jones y los del incienso y la superstición. Quienes no pestañearon apoyando una dictadura jalonada de asesinatos, son hoy los cómplices y cooperadores necesarios de los “neocons”. Se necesitan.

La ruptura de España que pretende la derecha persigue el desguace ya citado de nuestro Estado del Bienestar: pensiones públicas, enseñanza estatal de calidad, salarios dignos, sanidad universal del Estado… y están decididos a quebrantar todo lo que les estorbe.

Por ello, en marzo de 2008 no están en juego sólo cuatro años de legislatura. Ni tan siquiera unas leyes que podrían derogarse. No. En el envite del próximo marzo nos jugamos el espíritu de la Transición, el respeto y la concordia entre los españoles, la defensa de España… es decir, las Instituciones (Justicia, Parlamento… Corona), la verdadera integridad nacional.
Arriesgamos, en el desafío de marzo, nuestro jugo vital: el triunfo del bienestar, el diálogo sereno y la razón frente a la discordia, la codicia y el fanatismo.

gvidalmanzanares@gmail.com