POCO A POCO SE ABRE PASO LA JUSTICIA EN ARGENTINA PARA CASTIGAR A LOS ASESINOS DE LA DICTADURA MILITAR.

EL CURA CATÓLICO ARGENTINO, CHRISTIAN VON WERNICH, CUMPLIRÁ CADENA PERPETUA POR CRÍMENES DE LESA HUMANIDAD Y GENOCIDIO DURANTA LA DICTADURA MILITAR

La Justicia argentina condenó ayer martes al ex capellán policial Christian Von Wernich a prisión perpetua por crímenes de lesa humanidad perpetrados durante la dictadura (1976-1983), en la primera sentencia por genocidio contra un sacerdote en América latina.

Culpable de siete homicidios, 31 casos de torturas y 42 secuestros. Von Wernich, de 69 años, fue hallado culpable de siete homicidios, 31 casos de torturas y 42 secuestros, según el fallo de un tribunal civil en la ciudad de La Plata, 60 km al sur de Buenos Aires, donde hubo millares de víctimas sobre unos 30.000 desaparecidos en todo el país, según organismos humanitarios.

¡Es algo muy fuerte!”, dijo Tati Almeyda, una de las líderes de la organización humanitaria de los pañuelos blancos, mientras sollozaba de alegría en las escalinatas del edificio de los tribunales. El sacerdote escuchó el fallo con semblante imperturbable y bajó la vista en el momento de la lectura de la sentencia, luego de haber declarado en su defensa que eran demoníacos los testigos del caso, sobrevivientes de los campos clandestinos de exterminio.Eduardo Luis Duhalde, secretario de Estado de Derechos Humanos del Gobierno del presidente Néstor Kirchner, dijo que “ahora pensamos que se debe seguir con la condena contra todos los culpables de la represión ilegal”.

Centenares de manifestantes de organismos de derechos humanos y partidos políticos estallaron de inmediato en festejos al escuchar la sentencia del tribunal, con cánticos y arrojando petardos, además de quemar un muñeco que representaba la figura del cura. “El testigo falso es el demonio, porque está preñado de malicia”, acusó el sacerdote católico, con la mirada fija en los miembros del Tribunal y un semblante imperturbable en la última audiencia. Von Wernich se comparó en su alegato con Jesucristo al decir que el iniciador del cristianismo “tuvo un juicio apoyado por el pueblo que pidió que sea crucificado, pero resucitó”.

El cura se toma pòr Jesús Nazareno…El ex capellán agregó que Jesús, al resucitar, “dijo que tengan paz” y que “perdonen los pecados”, otorgándole a los sacerdotes autoridad para perdonar.El ex capellán escuchó la audiencia sentado detrás de un vidrio y protegido por un chaleco antibalas.

octubre 11, 2007