FABRA Y SUS ASUNTOS TURBIOS, DE NUEVO EN LA PALESTRA.

fabra.jpg

07/09/2007

Fabra, de nuevo en el punto de mira

Denuncian que su chófer recogía “sobres y cajas” de la emrpesa Naranjax a cambio de favores políticos

V.V.

El conocido como caso Naranjax vuelve a salpicar una vez más al popular Carlos Fabra. La declaración como testigo de la secretaria personal del empresario Vicente Vilar, quien acusó a Fabra de cobrarle cantidades millonarias a cambio de favores políticos, ha dejado claro que el coger oficial de la Diputación de Castellón acudió en varias ocasiones a recoger “sobres y cajas” en nombre de su presidente. La Justicia continúa investigando al dirigente del PP y a otros altos cargos del Gobierno de Aznar presuntamente implicados en este caso por una supuesta trama de falsificación.

Tras la victoria en las municipales del 27 de mayo del PP en Castellón, Carlos Fabra insinuó que las urnas habían demostrado su no implicación en ninguna de las tramas de presunta corrupción que le han salpicado durante los últimos años. Sin embargo, el caso Naranjax ha vuelto a salir a la luz y, con él, el nombre del presidente de la Diputación de Castellón.

Falsificación de documentos
A finales de 2003 el empresario propietario de las firmas Naranjax y Artemis, Vicente Vilar, denunció los pagos de más de 48.000 euros a una sociedad propiedad de Fabra, Carmacas, por supuestos asesoramientos técnicos que nunca se recibieron. Según las investigaciones, Vilar, Fabra y otros altos cargos del Gobierno del PP podrían haber pactado la falsificación de analíticas y documentos oficiales de los ministerios de Agricultura y Sanidad para conseguir aprobar al margen del cauce legal un gran número de insecticidas agrícolas y productos fitosanitarios.

Recogía “sobres y cartas”
Vanesa Vilar, secretaria personal del empresario, reconoció ante el juzgado número 2 de Nules que lleva el caso que el chófer oficial de la Diputación había acudido en varias ocasiones a la empresa para recoger “sobres y cartas” a nombre de Fabra, aunque aseguró que desconoce el contenido de dichos paquetes, porque nunca llegó a verlos, según informó Levante.

Amistad entre Fabra y Vilar
La administrativa confirmó que tanto Fabra como su mujer, Mª Amparo Fernández, visitaban a menudo la fábrica de Naranjax ya que tenían “una estrecha relación de amistad” con Vilar y su esposa, Montserrat Vives. La secretaria relató también que Vives le “daba las memorias” de los productos fitosanitarios que se iban a comercializar, y posteriormente “las firmaba” antes de entregarlas al Ministerio.

Cuños falsificados
Para ello supuestamente habrían empleado unos cuños falsos para tratar de autentificar documentos que posteriormente se presentaban ante la administración para poder comercializar los productos fitosanitarios. Según la denuncia de Vilar, Fabra no sólo sabía de la existencia de estos cuños falsificados sino que colaboró en su elaboración. Cuando se le enseñaron a Vanesa Vilar durante el juicio, esta apuntó: “Supongo que son esos, si no, no estarían en el juzgado.

Más investigaciones
Tras estas acusaciones, el juzgado abrió la causa al margen de la iniciada por otro juzgado de Nules, que investiga al presidente de la Diputación de Castellón ante la posible comisión de varios presuntos delitos contra la administración pública y fraude fiscal en el llamado caso Fabra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s