LA TRAMA MARBELLÍ MURCIANA Y EL “HERMANÍSIMO” DE VALCARCEL.

POLÍTICA

 26/05/2007

Salen a la venta 10.000 viviviendas para las que todavía no hay licencia de obras

La trama marbellí murciana y el hermanísimo de Valcárcel

VMPRESS / F.M.M.

Sin estar aún concedidas las licencias de obra para su construcción, dos días después de las elecciones, el martes, 29 de mayo, en el Salón Inmobiliario de Madrid (SIMA), se pondrá ya en venta la primera fase de las diez mil nuevas viviendas previstas en el mega proyecto urbanístico Novo Carthago a orillas del Mar Menor y perteneciente al municipio de Cartagena, gobernado por el Partido Popular (PP), y que desde hace seis meses viene siendo investigado de oficio por la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Murcia (TSJ) por presuntas irregularidades en la tramitación del expediente de recalificación de seiscientas hectáreas declaradas de “protección agrícola” del Trasvase Tajo-Segura.

Recalificación a la carta
Los terrenos en los que está proyectado este resort fueron adquiridos, en 2005, por la empresa española Hansa Urbana a los tres empresarios vascos y a la Kutxa (Caja de Ahorros de San Sebastián y Guipúzcoa) vinculados a Juan Antonio Roca, cabecilla de la trama del saqueo al ayuntamiento de Marbella e imputadoen la Operación Malaya. Se trata de una recalificación “a la carta” a favor de la promotora a la que asesoró el abogado Carlos Valcárcel, hermano del candidato a la reelección a la presidencia de la comunidad autónoma por el PP, Ramón Luis Valcárcel, según la portavoz socialista Teresa Rosique.

“Plan oculto” de Valcárcel
Mientras que Lo Poyo, el otro mega proyecto similar en la misma zona y con la misma nómina de presuntos implicados, fue paralizado por Valcárcel, aunque no por la alcaldesa de Cartagena, Pilar Barreiro, también del PP, el de Novo Carthago, con una inversión de mil millones de euros, no ha sido así, y en la actualidad tiene aprobado el proyecto de reparcelación, previo a la concesión de las licencias de obra. El 90 por ciento del proyecto está en manos de Hansa Urbana y el diez restante de Metrovacesa. Con esta oferta urbanística se vende así la piel del oso antes de cazarlo y confirma la tesis del candidato socialista a la comunidad murciana, Pedro Saura, al acusar a Valcárcel de tener un “plan oculto” para después de las elecciones del domingo si éste las gana de nuevo.

Presentación de la maqueta
Nada más celebrarse las anteriores elecciones municipales y autonómicas y dos años antes de empezar el procedimiento para la recalificación urbanística del protegido suelo agrícola, en junio de 2003, el propio presidente Valcárcel presentó ya la maqueta de este mega proyecto acompañado de su mujer, Charo Cruz (véase la foto), junto a una selecta representación de su gobierno y a la que asistió también su hermano Carlos Valcárcel; el socio de éste en una empresa inmobiliaria, constructor, concejal de Fomento y de nuevo candidato del PP al ayuntamiento de Murcia, Antonio Sánchez Carrillo; el presidente de la Asamblea Regional de Murcia, y representantes de los promotores y de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), entidad esta que tras salirse del proyecto, su vicepresidente, Javier Guillamón, fue perseguido por Valcárcel hasta desbancarlo de su consejo de administración.

También durante el proceso de recalificación urbanística, en el palacio de San Esteban, sede de la presidencia de la comunidad autónoma, mantuvieron una reunión no oficial y secreta altos cargos de las consejerías de Medio Ambiente y Obras Públicas con el abogado de Hansa Urbana, en un despacho cercano donde se encontraba el propio presidente Valcárcel y el ya citado concejal y constructor Sánchez Carrillo, por otro lado, amigo del propietario de Hansa Urbana, Rafael Galea.

Destituciones
A finales de 2004, fueron destituidos dos funcionarios autonómicos, miembros de la Comisión Técnica encargada de realizar la evaluación previa de impacto ambiental y que habían emitido informes técnicos contrarios a esta recalificación urbanística. También el gobierno presidido por Valcárcel proyectó modificar el Plan de Recursos Naturales del Mar Menor al objeto de posibilitar la urbanización de millones de metros cuadrados de interés agrícola del Trasvase Tajo-Segura. Asimismo, el resort Novo Carthago no cuenta con la dotación de agua que previamente tiene que aprobar la Mancomunidad de Canales del Tahibilla, que surte el abastecimiento humano a casi un centenar de municipios de Murcia y Alicante, especialmente de la costa.
ANSE, la asociación ecologista decana en la región, denuncia que el agua necesaria sólo para el uso doméstico de esta mega urbanización supondría toda la producción de la desalinizadora de San Pedro del Pinatar a pleno rendimiento, cuya primera fase ha sido inaugurada recientemente por el presidente José Luis Rodríguez Zapatero; saturaría las infraestructuras de depuración de aguas residuales del Mar Menor y transformaría en la zona el estatus de diversas figuras de protección medioambiental de la Comunidad Europea (LIC, ZEPA, ZEPIM y RAMSAR).

Recalificación
Según Ecologistas en Acción, la mayor parte del ámbito del plan parcial de Novo Carthago estaba clasificada como Suelo No Urbanizable de Protección del Mar Menor en el Plan General Municipal de Ordenación de Cartagena (PGMO), al estar incluida en la Zona Regable del Trasvase del Campo de Cartagena. También las Directrices y Plan de Ordenación del Litoral de Murcia clasifica este suelo de regadío como “suelo de protección agrícola”, que abarca una superficie de casi millón y medio de metros cuadrados, de los que una cuarta parte serían incluidos en este proyecto urbanístico. Si se llevara a cabo, Hansa Urbana tendría que asumir los costes derivados de los perjuicios financieros ocasionados al Estado y a la Comisión Europea, en relación a las ayudas recibidas para las infraestructuras agrarias que serían destruidas.

Dos días después de las elecciones
Los promotores iniciarán dos días después de celebrarse las elecciones del domingo la oferta inmobiliaria de un mega resort aún que aún no tiene licencias de obra y en cuyo proyecto se incluyen apartamentos, casas rurales, bungalows, chalets, un hotel de cinco estrellas, entre los varios previstos, un balneario, dos centros comerciales, piscinas, campos de fútbol y uno de golf de 18 hoyos. Sus promotores definen a Novo Carthago como una “isla residencial” que ofrece “lo último en lujo”, a partir de 230.000 euros el apartamento de un dormitorio, para lo que piden a sus potenciales compradores una reserva de 600 euros y una señal antes del trece de junio de otros 2.400 euros, una oferta dirigida a inversionistas europeos, especialmente ingleses, a los que aseguran “una alta ocupación de alquiler todo el año”, según el reporter de su lanzamiento promocional que se hizo público ayer.

Novo Carthago es uno de los treinta nuevos resorts urbanísticos proyectados en el Mar Menor. Otro destacado es Lo Poyo, en cuya compra venta de los terrenos también intervinieron los empresarios vascos vinculados con el cerebro de la trama marbellí y con el asesoramiento del hermano del presidente Valcárcel. También los citados empresarios intervinieron en el proyecto del resort de La Zerrichera, por la que están imputados cinco altos cargos del gobierno regional del PP por presuntos delitos de prevaricación, cohecho, falsedad documental y negociaciones prohibidas a los funcionarios, entre otros.

800.000 nuevas viviendas
En la región murciana, con unos 1,3 millones de habitantes, están previstas construir 800.000 nuevas viviendas. El año pasado se construyeron 100.000, la mitad de las construidas en toda Italia, y sólo mil fueron de protección oficial. Sólo en el Mar Menor está previsto construir 200.000 nuevas viviendas turístico residenciales. También está previsto construir 50 nuevos campos de golf.

Críticas al urbanismo salvaje
El candidato socialista a la presidencia de la comunidad, Pedro Saura, critica duramente el urbanismo salvaje que está propiciando el PP en Murcia y se ha comprometido a que si gana las elecciones del domingo hacer una ley que salve el Mar Menor de la especulación urbanística y la destrucción de la mayor laguna salada en el Mediterráneo. La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, en su visita a Murcia, ha insinuado el chantaje que Valcárcel hace a los murcianos con el tema del agua y ha reprochado la actitud de “victivismo” del gobierno murciano del PP que tiende a la demagogia y a la mentira.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s