ENRIQUE PEREZ BOADA, ANTE EL JUEZ.

jueves, 26 abril 2007

ENRIQUE PÉREZ BOADA, PRINCIPAL RESPONSABLE FINANCIERO DE LA GENERALITAT VALENCIANA, DECLARA ANTE UN JUEZ POR SUPUESTOS DELITOS DE MALVERSACIÓN, PREVARICACIÓN, FALSEDAD DOCUMENTAL Y APROPIACIÓN INDEBIDA…

Enrique Pérez Boada, director general del Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), que es lo mismo que decir el “cajero general” de la Generalitat Valenciana, tiene hoy un día aciago. El personaje en cuestión está citado por el juez para que preste declaración, junto con el alcalde de Jalance, Ángel Navarro, por supuestos delitos de malversación de fondos públicos, prevaricación, falsedad documental y apropiación indebida.

Aparece José Manuel Uncio, el “chorizo” de la Visa pública, con Pérez Boada… Las declaraciones en persona de los dos sospechosos se realizan esta mañana en el Juzgado de primera instancia de Requena. En el auto del juez se cita a declarar también a otras once personas, entre ellas el ex director del IVF, José Manuel Uncio, aquel que fue acusado en su día de usar la tarjeta Visa pública para uso personal, con un quebranto de más de 40.000 euros, que luego quedaron en 6.000 y que el “chorizillo” devolvió deprisa y corriendo por tranferencia para evitar que le cayera encima el peso de la ley. Uncio está ahora reciclado en la empresa “Acciona”, dentro del Plan Eólico Valenciano, para ir chupando de nómina sin hacer prácticamente nada. Se da la circunstancia de que Enrique Pérez Boada, imputado ahora en el caso del hotel de Jalance, ha sido también el recaudador oficial de fondos de la Generalitat Valenciana para cubrir los gastos de la visita del Papa católico, Ratzinger, a Valencia del pasado mes de julio y cuyo montante final sigue siendo un enigma, pese a los esfuerzos de la oposición para que se públiquen con todo detalle. 

Los empresarios de Jalance acusan a Pérez Boada y Cia. El juzgado de instrucción número 2 de Requena abrió hace dos meses diligencias previas de investigación contra el director general del Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), Enrique Pérez Boada, tras recibir una denuncia que le acusa de cometer presuntamente los delitos de malversación, prevaricación, falsedad documental, apropiación indebida, fraude a la seguridad social, delito fiscal, encubrimiento, misión de perseguir delitos, estafa y delitos societarios.

Altos cargos del PP valenciano, sospechosos de apropiación indebida. En las mismas diligencias contra Pérez Bobada ( miembro del Opus Dei) están siendo investigados el alcalde de Jalance, Ángel Navarro, y el director técnico de salud pública de la Diputación de Valencia, Joaquín Boil, todos del PP. Los querellantes son los empresarios que impulsaron la construcción del Hotel del Valle en Jalance, con categoría de cuatro estrellas y 44 habitaciones, con una inversión superior a los 3 millones de euros que generaron 25 puestos de trabajo. Según los denunciantes, la gestión del administrador del hotel (Joaquín Boil) condujo a la subasta del inmueble hotelero, la destrucción de los puestos de trabajo, el cierre de la empresa por impago de múltiples deudas y la pérdida de fondos públicos y privados con perjuicio de los derechos e intereses de los denunciantes. Todo lo dicho, con el visto bueno de los dos últimos directores del Instituto Valenciano de Finanzas, Uncio y Pérez Boada.

abril 26, 2007 en A FONDO

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s